Firma canadiense se adjudica estudio sobre ducto de Celco

Corema adjudicó a Ecometrix elaboración de un informe para definir el sitio por el que Celco podría evacuar sus residuos.La Comisión Regional del Medio Ambiente (Corema) de Los Lagos adjudicó ayer a la consultora canadiense Ecometrix la elaboración de un informe para definir un lugar por el cual la planta Valdivia de Celulosa Arauco y Constitución (Celco) podría evacuar sus residuos industriales líquidos (riles) para lo cual tendrá un plazo de seis meses. Emol 10 de abril de 2007.


PUERTO MONTT.– La propuesta de Ecometrix obtuvo un puntaje de 6 puntos sobre un total de siete, superando a las consultoras internacionales WMC y GHD.

La Corema estimó que su oferta era la mejor por su mayor experiencia en plantas de celulosa y su equipo de profesionales de alta calidad.

En 2006, Ecometrix elaboró, por encargo del Banco Mundial, un estudio para determinar la viabilidad ambiental de una planta de la empresa Botnia en el río Uruguay, cuya instalación ha causado polémica entre Uruguay y Argentina.

En la sesión de ayer, la Corema además debía licitar a una consultora nacional la ejecución de un estudio con el mismo objetivo, es decir, sugerir un sitio para que Celco descargue los riles de su planta Valdivia, pero el concurso fue declarado desierto, porque las empresas no cumplían con las exigencias.

El director regional de la Conama, Nelson Bustos, explicó que esta decisión se adoptó, porque "un producto de baja calidad se transformaría al final en un problema más que en un aporte". Las otras propuestas tenían un costo de entre $5 millones y $70 millones.

Las exigencias económicas de las consultoras internacionales, en tanto, fluctuaban entre los US$ 140.000 y US$ 350.000.

Bustos agregó que el documento que elabore Ecometrix no será resolutivo, sino que se tendrá como un antecedente más a la hora de evaluar dónde descargará Celco sus riles, puesto que la Corema le exigió que deje de evacuarlos al río Cruces, luego que un estudio de la Universidad Austral la responsabilizó, en el año 2005, por la contaminación del santuario de la naturaleza "Carlos Anwandter".

Para ello, le otorgó como plazo hasta abril de 2009 para que presente un estudio de impacto ambiental (EIA) respecto de una alternativa distinta al río Cruces.

La empresa ha manifestado su intención de descargar los riles en el mar. En un primer momento apostó a hacerlo en la costa de Mehuín, aunque en las últimas semanas se ha abierto a la posibilidad de evacuarlos en otro lugar tras la oposición de los pescadores artesanales de esa zona.

La planta Valdivia de Celco está instalada en San José de la Mariquina y contempló una inversión de US$ 1.200 millones. Comenzó a funcionar en enero de 2004 y desde entonces ha enfrentado una serie de sanciones por incumplimientos ambientales, entre ellos, tres sumarios por emisión de malos olores ese año.

La planta ha paralizado su funcionamiento en cuatro oportunidades, la principal entre junio y agosto de 2005, cuando la Corema le exigió disminuir sus emisiones de aluminio y rebajar su producción en un 20 por ciento, a 440 mil toneladas anuales.

 

Comments are closed.