“La visita de Al Gore es farándula”

Patricio Aceituno, doctor en meteorología y vicedecano de Ciencias Físicas y Matemáticas de la Universidad de Chile. Aceituno habla con propiedad. Su bitácora científica reporta haber participado en el panel de expertos que la ONU creó para mitigar el impacto del cambio climático y en el único estudio que se ha hecho en Chile en la materia. La Nación 11 de mayo de 2007.


Por Cecilia Yáñez

Con ese fondo, reclama la excesiva notoriedad de la visita del ex Vicepresidente norteamericano, de quien recuerda “no es científico”. Patricio Aceituno es experto en dinámica del clima. Doctor en Meteorología de la Universidad de Wisconsin, miembro de la American Meteorological Society y de la American Geophysical Union. Además es vicedecano de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la Universidad de Chile y profesor de Geofísica de esta casa de estudios.

Sentado en su oficina del octavo piso de calle Beauchef, asegura que sabía que este año el calentamiento global serían tema en boca de todos.

Él participó en las primeras reuniones que hizo el Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPCC) y “pronosticó” que cuando se publicara el informe, en febrero, el mundo se inquietaría y el tema sería “la moda” del momento. Por lo mismo, hace dos años, junto a expertos de la Universidad de Concepción y de Chile, y de la Dirección Meteorológica, se adelantaron e iniciaron lo que hoy se conoce como “Variabilidad climática en el territorio en el siglo XXI”, el único estudio que predice los escenarios climáticos para Chile.

Con esa misma propiedad cuenta relajado que no le interesa ir a la charla de Al Gore. “No voy a ir, no estoy invitado, ni pagaría la entrada. En el fondo, Al Gore, no es un científico, es un comunicador, un político, un tipo con mucha facilidad de palabra”.

Sí reconoce haber visto su documental. “Lo encontré espectacular, está muy bien hecho, me impresionó. Para el ambiente norteamericano debe haber sido muy potente, porque está dirigido básicamente a ellos”.

Al ex Vicepresidente norteamericano, Aceituno lo mira desde lejos. “Desde el punto de vista científico, no me dice nada nuevo. Sólo lo veo como un medio para llegar a mucha gente con algunas verdades contadas, pero a veces, con énfasis que el mundo científico no le da”. Por ejemplo, cuando Al Gore habla del retroceso de los glaciares, no significa el derrumbe de la gran masa de hielo como se ve en sus imágenes. Los glaciares se derriten, pero también algunos se derrumban porque su naturaleza es así.

-Pero sus charlas podrían servir para llamar la atención de empresarios, generar recursos…

-Sí, puede ser. Desde el punto de vista del impacto está bien, pero no me pidan que como científico, esté de acuerdo con él, porque no es así. Él tiene una charla muy bien preparada, pero es siempre la misma. No es nada nuevo y se da en un ámbito de la divulgación, no científico.

-En Chile se habla de las líneas de acción para combatir el cambio climático, sin embargo, a la fecha no hay nada oficial. ¿Alcanzaremos a hacer algo para mitigar su impacto ?

-Cuando un país como Chile, es incapaz de anticipar, programar, zonificar su territorio, organizar y prevenir eventos que la naturaleza nos ofrece con mucha generalidad en el tiempo y caemos una y otra vez, siempre resolviendo a posteriori, nos inundamos… En otros países no es así. En Perú, por ejemplo, el fenómeno de El Niño es importante, les produce grandes catástrofes y ellos están preparados. Nosotros no tenemos ningún plan para enfrentar una gran sequía, ¿qué pasará con el ganado? Qué se hará con los productores? Yo veo que los impactos climáticos de corto plazo, de esos que van a ocurrir sí o sí en los próximos 20 años, una sequía, una inundación, no se prevén. Si las miradas más a corto no se hacen, me parece absurdo pensar en cincuenta o cien años más. Por eso no me entusiasma mucho meterme en estos programas de mitigación del cambio climático.

-¿Para qué se tendría que preparar Chile en los próximos 20 años?

-Por qué mejor no me pregunta a cien años… La pregunta es válida y la crítica también. Por qué se focalizan en escenarios de fines del siglo XXI si nadie toma decisiones a cincuenta o cien años. Ningún sector productivo está dispuesto a cambiar sus acciones porque le dicen que en cincuenta años más, va a pasar algo, es demasiado lejano. Si me preguntan qué va a pasar en 10 años, yo digo que no sé. Pero a cincuenta o cien años, sé que si el hombre no cambia su manera de actuar ocurrirá lo que dicen los últimos estudios.

Comments are closed.