Ley del Bosque Nativo da paso decisivo para su promulgación

Ministerio de Hacienda aprobó recursos por US$ 8 millones anuales por 30 años y se excluyeron puntos controversiales.La promulgación de la ley permitirá un uso racional y sustentable de las especies nativas, que son el 85,9% de la superficie forestal del país. El Mercurio 17 de junio de 2007.


SOLEDAD NEIRA

PUERTO MONTT.- Tras catorce años de tramitación en el Congreso y luego que el Ministerio de Hacienda comprometiera recursos por US$ 8 millones anuales por un plazo de 30 años, la Ley del Bosque Nativo podría entrar en vigencia en los próximos meses.

Será una ley corta, porque para llegar a esta fase se debieron sacar del articulado algunos temas controversiales, como la definición de servicio público de la Corporación Nacional Forestal (Conaf) o el mejoramiento de los salarios de sus trabajadores, que esperan repartirse $2 mil millones anuales.

También se sacó la definición de bosque esclerófilo y la protección de sitios vulnerables para la biodiversidad.

Esta ley permitirá el fomento de planes de manejo, que incluyen, por ejemplo, la extracción de especies viejas y producción de leña con estos ejemplares.

"La ley pone en actividad un sector importante del país, privilegia un recurso natural sometido a la informalidad, sin inspección, para el buen manejo, con tendencia histórica a la sustitución o echar abajo los árboles para ocupar el terreno en ganadería o agricultura", explica el senador Antonio Horvath (RN), integrante de la Comisión de Medio Ambiente del Senado.

"Después de 15 años lo único que queremos es que la ley salga y por la vía de los reglamentos se arreglan las cosas pendientes", dice el presidente de la Agrupación de Ingenieros Forestales por el Bosque Nativo (AIFBN), Cristian Little.

En Chile hay 13,4 millones de hectáreas de bosque nativo. Representan el 85,9% de la superficie forestal, el 13,5% son plantaciones forestales y el resto mixto.

Los fondos de Hacienda se harán efectivos apenas esté la ley. Es el compromiso, dice Horvath.

Entre los mayores obstáculos en esta larga tramitación estuvieron el que nunca se resolvió el tema de la sustitución del bosque nativo y nunca hubo financiamiento para bonificar buenas prácticas para conservación, como el raleo, por ejemplo.

Respecto de los temas pendientes está la definición de bosque. En este punto hay dos visiones: es un sitio con un conjunto de árboles y vegetales, susceptibles de conservación y actividades forestales de madereo, o es un ecosistema, que da servicios ambientales, entre ellos el aprovechamiento forestal.

También está pendiente el tema de las restricciones: inclinación del terreno de 45% y proximidad a las aguas, a no menos de 200 metros.

Representantes de los madereros quieren que se aumente a un 60% la pendiente, porque estiman que se puede trabajar con helicópteros y cables.

Experiencia

Tres entidades alemanas (las agencias de cooperación GTZ y DED, y el banco alemán KFW) en conjunto con la Corporación Nacional Forestal (Conaf) desarrollan un proyecto a pequeña escala simulando cómo podría implementarse la ley con pequeños propietarios forestales.

Enseñaron a los campesinos a manejar sus bosques nativos, a través de capacitación, apoyo técnico y bonificaciones en proporción a las superficies de manejo.

La información ha permitido establecer además un catastro con muestras de bosque nativo entre las regiones de la Araucanía y Aisén

Algunas empresas con mayores recursos también se sometieron en forma voluntaria al sistema de ordenamiento territorial con positivos resultados.

 

Comments are closed.