Cumbre ambientalista en Cobquecura

Una jornada de trabajo desarrollan en esa comuna los integrantes de la Red de Acción por la Justicia Social y Ambiental, en la que participan representantes de organizaciones y agrupaciones medioambientales de varias regiones donde la industria forestal tiene gran presencia. La Discusión, 28 de octubre de 2007.


César Aguila, vocero de la Agrupación “Salvemos Cobquecura” adelantó que “vamos a discutir y analizar los alcances del modelo forestal en el sur del país. Hay gente que pertenece a Licantén, Constitución, Arauco, Renaico, Valdivia, Mehuín con quienes estamos intercambiando experiencias con el fin de poder articular a futuro acciones en defensa de nuestros territorios, ya que la problemática se sigue repitiendo con la invasión de las plantas de celulosa, y la compra de conciencias por parte de las empresas se sigue dando en todos los territorios de manera parecida, por lo que creemos importante el prepararnos para lo que viene. Somos críticos al modelo forestal y el decreto Ley 701 que potencia las plantaciones forestales, ya que en este momento tienen rodeados a nuestros pueblos y ciudades con los problemas que implica por falta de agua, uso de plaguicidas, riesgo por incendios, la migración de la gente a centros urbanos, aumentando la pobreza”.

Preocupación se mantiene Agregó que “en Cobquecura la preocupación persiste, aunque existan personas que digan que no nos queda nada por hacer, pero creemos que si no somos capaces de defender nuestro territorio y a pesar que la Corema haya autorizado este ducto, seguimos diciendo que esto es ilegal y una solución precaria y barata para el Complejo Forestal de Nueva Aldea, por lo que si logramos articularnos con otras organizaciones, nuestro movimiento tendrá más fuerza y seremos más potentes en la defensa de nuestros intereses. Vamos a seguir dando la lucha porque la participación ciudadana sea una realidad ya que sabemos que si nosotros no cuidaos lo que tenemos, nadie va a venir a defendernos o ayudarnos después”.

Aguila señaló que “en este encuentro definiremos nuevas líneas de acción, ya sea a través por movilizaciones, por demandas judiciales, denuncias públicas o cualquier forma que nos permita hacer conciencia acerca del riesgo que implica para nuestra forma de vida, para el desarrollo del turismo la puesta en marcha del ducto de la celulosa”.

En una primera jornada de trabajo se conocieron experiencias de distintas comunidades, en tanto hoy domingo se realizará un plenario donde se acordarán acciones conjuntas entre las organizaciones participantes.

Comments are closed.