Greenpeace y pescadores exigen producción limpia para el sector de la celulosa y el papel

En las puertas de la planta Licancel de Celco, en la VII región, Greenpeace Chile congregó a las comunidades afectadas para lanzar oficialmente su propuesta de Producción Limpia para el sector de la celulosa y el papel. Tribuna del Bio Bio, 23 de octubre de 2007.


“Con este documento de propuesta exigimos al gobierno de Chile y al sector papelero, una política de Producción Limpia que termine con la serie de sucesos en los que se ha visto involucrado la empresa Celco tanto en nuestro país como en Argentina. Nuestro llamado está dirigido principalmente al Ministerio de Medio Ambiente creado por la presidenta Michelle Bachelet para precisamente estos fines, dar garantías ambientales y sociales a la población chilena”.

Con estas palabras Samuel Leiva, Coordinador de Campaña de Greenpeace Chile comenzó la actividad para exigir a través de su documento un debate en torno al tema que permita avances claves como involucrar a la comunidad en la gestión ambiental y desarrollar espacios de participación ciudadana con el objetivo de impulsar el desarrollo sustentable y la responsabilidad empresarial de las empresas del sector. Asimismo esta propuesta busca generar un análisis de riesgo en todas las etapas de desarrollo de los proyectos involucrados, al momento de definir inversiones públicas y privadas sobre el sector de la celulosa y el papel.

En el encuentro también expuso, José Vergara, vocero y secretario del Sindicato de Pescadores Rancura Duao quien rechazó los dichos de las autoridades que señalan que ellos no son pescadores de la zona e hizo un llamado la gobierno a no desentenderse como lo han hecho gobiernos anteriores los cuales al no tomar acciones en el momento adecuado, han permitido que las faenas de las plantas generen desastres de grandes magnitudes como los que han salido a la luz en los últimos meses.
 
“Los pescadores artesanales y agricultores que hoy nos acompañan representan a todos los trabajadores de las zonas aledañas a las plantas de Celulosa como Nueva Aldea, Constitución y Valdivia, los que perdieron su fuente de trabajo a consecuencia de la forma de producir de éstas. Para nosotros la Ministra de Medio Ambiente es la llamada a llamada a liderar este proceso para avanzar hacia una producción limpia del sector con el fin de obtener las garantías necesarias al patrimonio ambiental y a las comunidades de nuestro país”.

Finalmente Greenpeace Chile señaló que seguirá trabajando hasta lograr su objetivo: el que los distintos actores involucrados demuestren su voluntad para debatir y lograr las respuestas necesarias en torno a una producción que no permita que estos lamentables hechos de contaminación vuelvan a ocurrir.
 
Greenpeace Chile se ha planteado promover el desarrollo sustentable de los procesos de producción ligados al sector de la celulosa y el papel, con miras a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, garantizando la protección del entorno, la preservación de la naturaleza, la conservación del patrimonio cultural, el libre ejercicio de otros sectores productivos alternativos y un medio ambiente libre de contaminación.

Comments are closed.