Informe policial sobre desastre en río Cruces recibe duras críticas en Valdivia

Informe de la policía civil no establecería la directa responsabilidad de la planta Valdivia de Celco en el daño provocado al río Cruces. Querellantes en el caso pedirán que declare la ministra del Medio Ambiente y científicos. La Nación, 27 de Noviembre de 2007.


El informe que elaboró la Brigada Investigadora de Delitos del Medio Ambiente (Bidema) de la Policía de Investigaciones sobre las causas que provocaron el daño ecológico en el río Cruces, y que hace algunas semanas ya está en manos de la fiscal Paola Varela, de San José de la Mariquina, no cayó nada bien en un grupo de empresarios turísticos de Valdivia y en el movimiento ciudadano Acción por los Cisnes.

¿La razón? El estudio que realizó la policía civil no establecería una vinculación directa entre la planta Valdivia de Celulosa Arauco y Constitución (Celco) y el desastre ambiental que ocasionó la muerte de cisnes de cuello negro.

Es por ello que el abogado Carlos Herrera, que representa a nueve armadores fluviales, que no son parte del grupo que negoció compensaciones este año con Arauco, pidió la semana pasada a la fiscal que cite a declarar a una serie de científicos y a la ministra del Medio Ambiente, Ana Lya Uriate. Ésta responsabilizó a la firma de la contaminación, en una visita realizada en septiembre a la Región de los Ríos, lo que para el letrado contradice las conclusiones de la policía civil.

Sin embargo, el viernes pasado la fiscal rechazó la solicitud, razón por la cual hoy el abogado de los armadores fluviales pedirá al juez de garantía una audiencia para lograr que se dé curso a las nuevas pesquisas.

"Impugnamos (el informe de la Bidema) porque creemos que viene sesgado y carente de fundamentos científicos. Ahora vamos a recurrir al Juzgado de Garantía de San José de la Mariquina para que llame a todos los intervinientes a una audiencia de manera que permita realizar las diligencias. Entre otras, pedimos que declaren los siete científicos que hicieron recientemente un informe toxicológico sobre la muerte de aves y a la ministra", dijo Herrera.

¿Fiscal exclusivo?

Para Herrera el éxito de la investigación requiere de un fiscal de dedicación exclusiva. Han insistido en la idea ante las autoridades regionales competentes, pero sin frutos, por lo que anuncia que recurrirán ante el fiscal nacional, próximamente, estrategia a la que se sumará Acción por los Cisnes.

"Este caso no lo puede llevar una fiscal que tiene la responsabilidad sobre otras cientos de causas. Son muchos informes técnicos y testimonios para un caso que además tiene su complejidad política. Es necesario un fiscal con dedicación exclusiva, lo que también sería una señal de transparencia y voluntad del Ministerio Público de que quiere avanzar con la investigación y no dilatar una resolución", dijo el vocero de la ONG, José Araya.

Asimismo, el dirigente coincidió con las críticas al informe de Investigaciones. "El informe policial es mañoso, esta deliberadamente construido para decir que no se puede establecer relación entre los errores detectados en la planta y la contaminación del santuario. Los temas más relevantes como el uso ilegal de sulfato y las salidas de licor negro directo al río no están seriamente investigados. En definitiva este informe no sirve para tomar resoluciones de fondo en este caso", advirtió.

Comments are closed.