Neblinoso plan contra el esmog de Santiago

Numerosas críticas ha recibido el anteproyecto de actualización del Plan de Prevención y Descontaminación para la Región Metropolitana de Santiago (PPDA), que el gobierno puso a discusión pública hasta el 13 de octubre. IPS, 24 de julio de 2008.


El 15 de este mes, el intendente (gobernador) de Santiago, Álvaro Erazo, los secretarios regionales ministeriales de Salud, Vivienda y Transporte y el director de la Comisión Regional del Medio Ambiente, Alejandro Smythe, dieron a conocer el esperado documento de 76 páginas.

El PPDA comenzó a regir en 1998, y tuvo un primer ajuste en 2004. La actual propuesta, "Anteproyecto de Revisión, Reformulación y Actualización del PPDA", es la segunda gran modificación. Los ciudadanos pueden hacer sus proposiciones hasta el 13 de octubre y se prevé que el plan definitivo entrará en vigor en abril de 2009.

El anteproyecto propone nuevas normas para las distintas fuentes contaminantes. Con 24,6 por ciento de participación, la industria es la principal responsable de las emisiones de material particulado respirable con diámetro igual o inferior a 10 micrómetros, ó MP 10.

Le siguen los vehículos livianos y comerciales (18,2 por ciento), los camiones (14,5 por ciento), las residencias (11 por ciento) y los autobuses (ocho por ciento). Otras actividades, como las quemas agrícolas y la cría de animales, aportan 23,7 por ciento.

La capital chilena, donde habitan 40 por ciento de los 15,6 millones de chilenos, es una de las ciudades más contaminadas de América Latina por sus problemas de ventilación, al estar enclavada en un valle rodeado de montañas.

Desde 2004, el aire capitalino ha empeorado, por varias razones.

Las restricciones impuestas por Argentina a sus envíos de gas natural obligaron a las industrias a operar con petróleo, más contaminante. El mal funcionamiento del plan de transporte público Transantiago, inaugurado el 10 de febrero de 2007, hizo que volvieran a circular viejos autobuses y más automóviles particulares.

Este año la Intendencia ha decretado ocho "preemergencias", cuando la concentración de partículas sólidas en el aire superó los 300 microgramos de MP 10 por metro cúbico.

Pese a que ha habido una reducción de la contaminación desde 1998, "el nivel de MP 10 diario es aún insuficiente para cumplir la meta de calidad del aire de 150 microgramos por metro cúbico, como promedio de 24 horas (en 2011), así como tampoco se alcanza la meta de 50 microgramos por metro cúbico como promedio anual", señala el documento a modo de diagnóstico.

El nuevo plan "apunta hacia la dirección correcta en algunos aspectos", como mayores restricciones a las emisiones de vehículos, señaló a IPS Patricio Pérez, académico del departamento de física de la Universidad de Santiago de Chile.

A partir de septiembre, las plantas de revisión técnica examinarán con normas más exigentes a los automóviles con sello verde, lo que obligaría a unos 400.000 vehículos a renovar su convertidor catalítico. También se establecerá un incentivo para que las 350.000 unidades no catalíticas sean convertidas en chatarra.

A partir del 1 de septiembre de 2009, a los nuevos autobuses se les exigirá tecnología Euro III además de un filtro de partículas. En 2012 deberán ser Euro IV y tener filtro adicional. Similares exigencias se impondrán a los camiones. También se seguirá mejorando la calidad de los combustibles.

En 2009 se ampliará a cuatro dígitos la restricción de vehículos catalíticos cuando se decrete preemergencia. Esta era una medida anunciada para 2008, pero las autoridades la aplazaron para que la ciudad no colapsara con el fallido Transantiago. En cuanto a los calefactores a leña, los artefactos que se comercialicen a partir de 2009 deberán contar con un rotulado que informe sobre su emisión de material particulado. En 2011 se prohibirá la operación de todos los que hoy funcionan sin rotulación.

Pero todos los entrevistados por IPS consideran que se debería prohibir totalmente el uso de leña, subsidiando a los usuarios para que se reconviertan a sistemas de calefacción más limpios.

A partir de 2010, quedarán prohibidas las quemas agrícolas y ese mismo año se espera terminar la forestación de 1.800 nuevas hectáreas en las comunas más deficitarias. Para 2012 se pretenden construir 690 kilómetros de vías para bicicletas.

En general, los ambientalistas consideran insuficientes las medidas propuestas, porque no son de carácter "estructural".

El anteproyecto "se centra en la eficiencia de la combustión, pero no toca el problema de fondo, que es la expansión de la ciudad", sintetizó para IPS Mariano Rendón, coordinador de la no gubernamental Acción Ecológica, quien se refiere a la propuesta del Ministerio de Vivienda de incrementar en 11.000 hectáreas el radio urbano de Santiago.

"El gobierno, a través de la intendencia, quiere hacer creer que está implementando medidas para enfrentar la contaminación, cuando éstas son sólo cosméticas y comenzarán a regir en dos o tres años más, dejándole el bulto a la próxima administración", señaló a IPS Patricio Herman, del grupo no gubernamental Defendamos la Ciudad.

"Con las medidas de mediano plazo propuestas, probablemente en 2009 se van a repetir los altos niveles de contaminación de 2007 y 2008", planteó el académico Pérez..

Por ello, los ecologistas exigen acelerar los plazos en el anteproyecto y trasladar las industrias fuera de la región. También cuestionan la excesiva tardanza en la elaboración de la norma para el MP 2,5 (igual o menor a 2,5 micrómetros de diámetro), el más dañino para la salud de las personas.

La no gubernamental Fundación Terram expuso además la necesidad de mejorar la eficiencia del transporte público y de establecer una autoridad única que vele por la gestión, administración y fiscalización de las medidas. Las propias autoridades reconocen que es necesario avanzar en fiscalización de las fuentes de contaminación fijas y móviles.

Para Pérez es necesario focalizar mejor las medidas antiesmog para que sean efectivas, considerando que son dos las comunas más afectadas por la polución: Cerro Navia y Pudahuel, ubicadas en el sector oeste de la ciudad.

En el anteproyecto "sólo hay medidas generales. No se ha identificado cuáles son las fuentes locales de contaminación" en estos dos municipios pobres, señaló el experto. Hay quienes inclusive plantean que sus habitantes deberían ser compensados de alguna manera.

Aunque las autoridades se han mostrado abiertas a incorporar propuestas de la población, Rendón cree que éstas sólo serán acogidas si hay presión ciudadana, puesto que "hay muchos intereses que están frenando el proceso".

Acción Ciudadana también actuará por la vía judicial: acaba de solicitar al Senado que le permita interponer acciones judiciales contra del ministro de Transportes, René Cortázar, por no hacer cumplir los contratos de licitación del Transantiago, que obligaba a los autobuses Euro I y II a instalar filtros de partículas antes de empezar la operación del plan en 2007.

La cartera de Transportes aplicó algunas multas a las empresas que no colocaron los filtros, pero empleó todas las herramientas que tenía a su disposición para que esto se llevara a cabo, perjudicando la salud de la población, arguyó Rendón.

Comments are closed.