ONU advierte que reducir cambio climático es indispensable para el desarrollo

El presidente del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC), Rajendra Pachauri, advirtió hoy que reducir los efectos del cambio climático es indispensable para conseguir el desarrollo económico de los países más pobres. Unionradio.com, 30 de junio de 2008.


Pachauri fue el encargado de inaugurar junto al economista británico Nicholas Stern la sesión de alto nivel de 2008 del Consejo Económico y Social (ECOSOC) de Naciones Unidas.

"Tenemos una pequeña ventana temporal en la que podemos llevar a cabo las medidas de mitigación necesarias para limitar los efectos del cambio climático o incluso evitar sus consecuencias", indicó en una conferencia de prensa posterior a su intervención.

Señaló que el gran desafío que representa el calentamiento global es la causa de un tipo de desarrollo económico que no es sostenible, y que terminará por socavar todos los avances económicos logrados por el planeta si no se cambia de modelo.

"El costo de hacer frente a este problema no es tan alto, como demuestran algunos de nuestros análisis", apuntó.

Pachauri aseguró que frenar la acumulación de dióxido de carbono en la atmósfera requeriría aportar a este esfuerzo entre el 2 y el 2,4 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB) global hasta el 2030, lo que a su vez tendría como efecto un posible aumento de la inflación global en torno al 3 por ciento.

Otros escenarios apuntan a que los beneficios en nuevas tecnologías, seguridad energética y menos contaminación terminan por compensar el costo de estas inversiones.

En ese sentido, Stern recalcó que la opción ante los responsables de la economía mundial no es si premiar el desarrollo por encima del cambio climático, o viceversa.

"El cambio climático y el desarrollo están inexorablemente vinculados, y si fallamos en uno, fallamos en el otro", valoró.

Aseguró que mantener el mismo modelo económico basado en los carburantes llevaría a que el mundo entrara en el siglo XXII con un aumento de la temperatura media global de cinco grados centígrados, algo que la Tierra no ha experimentado desde hace entre 30.000 y 50.000 millones de años.

"En esa época el mundo era todo marismas y los caimanes se paseaban por las cercanías del Polo Norte", dijo el economista británico, autor del informe que lleva su nombre en el que por primera vez se detallaron los costos del cambio climático.

Los efectos en la vida del planeta de unos cambios de temperatura de este orden desencadenaría migraciones masivas y facilitaría el estallido de conflictos, predijo.

Según sus estimaciones, reducir en el 50 por ciento para 2050 las emisiones de gases que provocan el efecto invernadero costarían el equivalente al 2,6 por ciento del PIB global.

Stern llamó a los países más industrializados a asumir su responsabilidad y a comprometerse a una reducción de las emisiones del 80 por ciento.

Al mismo tiempo, reconoció que la mitigación de los efectos del cambio climático es inalcanzable sin un compromiso similar de las economías emergentes como la de China e India, que son las nuevas fuentes masivas de dióxido de carbono.

La sesión de alto nivel del ECOSOC que se inauguró hoy y se extenderá hasta el 3 de julio tiene como meta revisar el estado de la cooperación internacional para financiar el desarrollo de los países más pobres

Comments are closed.