Ministra de Medio Ambiente sepulta anhelos de usuarios del Laja

Asegura que central Trupan no modificará ecosistemas del cause. Como una verdadera “lápida” para el Salto del Laja, calificó el presidente de la Cámara de Servicios y Turismo de Los Ángeles, Pedro Burgos, la respuesta de la presidenta de la Comisión Nacional del Medio Ambiente Ana Lya Uriarte ante las gestiones emprendidas por esta Asociación Gremial respecto a la inminente construcción de la Central Hidroeléctrica Trupán. La Tribuna de Los Angeles 01 de agosto de 2008.
Lea declaración pública de Cámara de Comercio, Servicios y Turismo de los Angeles A.G.


Carta respuesta a Cámara de Comercio de Los Ángeles.
Según el titular de la institución, el deber moral de la Cámara de Comercio y Turismo es velar por el desarrollo económico de la comuna y, desde ese punto de vista, “no podemos menos que prestar atención a aquellas voces que nos dicen, con argumentos estadísticos e históricos, que estamos frente a un tema al que no se le ha tomado el peso debido, lo que acarreará serias e irreversibles consecuencias, por lo que había respaldado la petición de otras instituciones en el sentido de apoyar un recurso ante la Conama para revertir la aprobación que la Corema había dado a la Declaración de Impacto Ambiental de este proyecto que espera producir 36 mw de generación de energía utilizando los derechos de agua permanente en el río Laja.

Por esta razón, y en respuesta a lo señalado por la ministra, le señalan que han tomado la decisión de manifestar públicamente su descontento, “el que –muy a nuestro pesar- no ha sido mitigado con su carta, una verdadera “lápida” a este paraje, declarado en dos oportunidades centro de interés turístico nacional”.

Efectivamente, la secretaria del estado, les recuerda que el proyecto presentado por la Asociación de Canalistas Canal Zañartu fue aprobado por la Corema el 24 de septiembre de 2007, luego del procedimiento técnico administrativo de su evaluación de impacto ambiental.

Asimismo, les subraya que la Dirección General de Aguas, informó durante el proceso de evaluación que el Canal Zañartu cuenta con los derechos de agua, suficientes para operar dicho proyecto. “Por lo anterior y en base a los informes sectoriales de los integrantes de la COREMA, estimo que éste no modifica las actuales condiciones ambientales del ecosistema del río Laja aguas abajo, de la captación del Canal Zañartu”.

Esta respuesta entregada por Uriarte, motivó una franca molestia por la Cámara de Comercio, por considerar que este Ministerio “debería partir de la premisa del resguardo irrestricto al Medioambiente, lo que en este caso queda descartado, pues está, nada más ni nada menos, que poniendo una lápida al desarrollo de las actividades que tienen lugar en el Salto del Laja. En vez de una defensa cerrada a este Centro de Interés Turístico, se está dejando que el silencio avale su desaparición”.

Se trata del mismo silencio del que han hecho gala otras autoridades, tanto nacionales, como regionales y provinciales, agrega Pedro Burgos, señalando además que el caso más emblemático, por cierto, lo personifica el ministro Sergio Bitar Chacra, quien en audiencia concedida en abril de este año, comprometió una visita a terreno, la cual aún no se ha materializado.

Lamentablemente, señaló el directivo, vendrán las amargas quejas, “pero nadie, nadie, podrá reclamar a esta Cámara de Comercio el no haber desempeñado el papel que le correspondía, acompañado de la realización de los esfuerzos que estuvieron a nuestro alcance e, incluso más, para revertir esta mala decisión de la autoridad política. Esto, debido a que las comunidad empresarial y turística del Salto del Laja y alrededores, así como organismos de reconocido carácter técnico, como la Asociación de Canalistas del Laja (ASOCLAJA) por ejemplo, están en una posición abiertamente contraria a su planteamiento”.

Comments are closed.