Senadores endurecen reforma a ley salmonera: Prohibirán concesiones en lagos

Comisión votaría el proyecto de ley a comienzos de julio. "No se autorizarán nuevas concesiones y el objetivo es que las que existen empiecen a salir de a poco para que en el futuro no haya acuicultura de salmón en los lagos", explicó Horvath.; La Segunda, 25 de junio 2009.


Las conclusiones a las que llegaron los senadores de la Comisión de Pesca en sus sesiones en terreno, en las regiones de Los Lagos y Aysén esta semana, cambiaron profundamente el diseño de la ley que reformará el marco para la industria salmonera.

Confirmando su advertencia de que el proyecto despachado por la Cámara de Diputados “no contará con ningún voto a favor” en la comisión, los senadores introdujeron modificaciones de fondo entre las cuales destaca eliminar la propuesta de reordenar las concesiones salmoneras en “barrios”–pilar del plan acordado por la Mesa de coordinación pública que encabezó el ex subsecretario, Felipe Sandoval – para reemplazarlo por un concepto más amplio de “agrupación”, que incorpora al conjunto de las actividades productivas

Y también apuntan a regular la ubicación y explotación de las concesiones acuícolas dentro de los límites que establezca la zonificación del borde costero de las regiones australes, ahora elevadas a rango de ley, y aumentará las causales de carácter ambiental para caducar las concesiones. “Estamos por modificar esta ley de raíz”, afirmó el presidente de la comisión, senador Antonio Horvath (RN).

Votación a comienzos de julio

Pero eso no es todo. Los senadores incorporaron una iniciativa que tendrá importantes consecuencias en la industria: terminar con el otorgamiento de nuevas concesiones en los lagos y el establecimiento de un conjunto de exigencias para propiciar la salida de las actuales faenas acuícolas salmoneras.

“No se autorizarán nuevas concesiones y el objetivo es que las que existen empiecen a salir de a poco para que en el futuro no haya acuicultura de salmón en los lagos”, aseveró Horvath, explicando que las nuevas disposiciones que se aplicarán a las actividades actuales –de gran importancia en las fases iniciales de crianza de salmones en el actual esquema productivo– deban someterse a estrictas medidas sanitarias en el proceso de crecimiento de ovas a smolt.

“Hay derechos constituidos, por lo que estamos viendo el “cómo” en una fórmula gradual. No se trata de una exigencia ideológica, sino de medidas indispensables para la sustentabilidad”, explicó, añadiendo que esto forma parte de las principales enmiendas a la ley que se están discutiendo con representantes del gobierno quienes “están de acuerdo con los cambios que estamos introduciendo”, dijo.

“La próxima semana vamos a tener el conjunto de modificaciones e indicaciones para poderlo votar en general y particular en la comisión a comienzos de julio”, anticipó el parlamentario en relación al despacho de la ley que es esperada con urgencia por las empresas salmoneras y los bancos, quienes negocian una restructuración de deudas que suma en conjunto unos US$ 2.000 millones tras la debacle causada por el virus ISA.

Fin de los “barrios” y una mayor fiscalización

Luego de las sesiones de la comisión en regiones –“donde hemos escuchado a prácticamente todas las organizaciones de salmoneros, empresas de servicio, miticultores, turismo, trabajadores acuícolas, bancos, investigadores, etc.”– el senador Horvath defendió el nuevo sistema de “agrupación” que armoniza con el resto de las faenas productivas y su superioridad en reemplazo del esquema de barrios “que al restringirse sólo al tema de las concesiones salmoneras con mapas, eran un verdadero loteo que se superponía y aplastaba al resto, prácticamente sin dejar sectores libres”.

A esto se sumará la exigencia a las empresas que cumplan con las reglas establecidas por la zonificación que organiza las diferentes actividades, tanto la que ya rige en Aysén, como las que se diseñan para las regiones X y XII, “y que queremos que tengan el mismo peso legal que Ley de Pesca”.

La nueva normativa también elevará las sanciones por incumplimiento ambiental y las causas por las cuales la autoridad puede caducar una concesión a una salmonera. “Queremos garantizar por ley las buenas prácticas ambientales y sanitarias, y estamos viendo nuevas sanciones administrativas con multas y sanciones más fuertes, porque hoy esto se judicializa y se pagan cantidades ridículas frente al daño causado. Y fortaleceremos la fiscalización”, indicó.   
 
 

Comments are closed.