Mar de dudas

Columna de opinión de Arturo Carreño, economista de Fundación Terram, publicada en La Estrella de Chiloé, el 14 de julio de 2009.


Actualmente la banca local negocia con varias empresas salmoneras para llegar a un acuerdo en las obligaciones que estas últimas mantienen con los bancos del sector. De acuerdo a información de medios locales, las deudas estarían entre US$ 1.600 millones y US$ 2.000 millones. Sin embargo, y producto de la solicitud de quiebra que presentó este mes Astilleros Calbuco contra Multiexport, se han suscitado especulaciones que señalan que la deuda conjunta de salmoneras y sus proveedores con la banca ascendería nada más y nada menos que a US$ 4.000 millones.

Con respecto a la solicitud de quiebra a la que se hizo alusión, llama la atención la celeridad con que Multiexport canceló la deuda de esta proveedora de alimentos – que según fuentes de la propia salmonera ascendía a $670.701.121 – ya que si bien, es una cifra menor para la envergadura de la deuda total de esta empresa, establece un precedente a seguir en caso de que empresas más pequeñas soliciten pagos no cancelados a grandes empresas, con la cuales – producto de la coyuntura – es muy difícil negociar.

Estos casos hacen surgir interrogantes. ¿La empresa reaccionó a la petición porque teme una seguidilla de solicitudes similares? ¿Por qué fue necesario llegar a esta instancia para que Multiexport cancelara esa deuda? ¿Habrá más empresas proveedoras que se encuentran en una posición similar? Las respuestas a estas interrogantes no son fáciles de precisar, sin embargo, dejan entrever la delicada situación financiera en la que se encuentran algunas empresas salmoneras producto del problema de fondo de este asunto, es decir, la crisis sanitaria producto del avance del virus ISA, el cual tiene en vilo a la industria del salmón.

En tanto, desde el otro sector de la negociación, los bancos, ellos ya han mostrado su disponibilidad a aceptar las concesiones acuícolas como garantías de crédito, pero no están de acuerdo con que éstas caduquen por temas laborales.

Comments are closed.