Piñera, Frei y Enríquez-Ominami revelan sus visiones energéticas

Los principales aspirantes a La Moneda participaron ayer en un seminario organizado por Empresas Eléctricas. El Diario Financiero, 09 de septiembre 2009.
Lea noticia relacionada: Frei reconoce que el Ejecutivo tiene la última palabra sobre proyectos energéticos.


Tras una larga espera de la industria, ayer los principales aspirantes a La Moneda revelaron los lineamientos energéticos de sus campañas, en el marco del seminario Matriz Energética 2010–2030 organizado por Empresas Eléctricas, que agrupa a las distribuidoras y transmisoras.

El plan de Marco Enríquez- Ominami se enfoca en superar la vulnerabilidad y la dependencia del país, de la mano de energías renovables y eficiencia energética. HidroAysén y la nucleoelectricidad no figuran.

De hecho, se declaró un “crítico acérrimo” de la primera iniciativa y dijo estar abierto a debatir sobre la segunda, pero sobre una base de transparencia, que revele la inseguridad geológica y geopolítica asociada a ella, así como el alto costo de manejar sus residuos.

Eduardo Frei, por su parte, destacó el potencial de las energías renovables y en particular de la hidroelectricidad. Señaló que se debe hacer un cambio normativo, que junto con dar tranquilidad a los inversionistas, evite que sea el Presidente quien diga: “este proyecto se hace y este no”. Precisó que si gana las elecciones “no impulsará ni influirá” para que HidroAysén se concrete, pues “si cumple con todos los requisitos se hace y si no cumple no se hace”.

Respecto de la energía nuclear, dijo que antes de decidir se debe contar con una institucionalidad y técnicos adecuados.

Finalmente, vía video, Sebastián Piñera, expresó que Chile requiere energía más limpia, confiable y económica, para “evitar cargar adicionalmente el aparato productivo”. Esto, mediante recursos como el hidroeléctrico y otros no convencionales, que deben aprovecharse -apuntó- respetando el ambiente y las comunidades.

Sobre la opción nuclear,  indicó que antes de decidir se requiere certeza sobre la seguridad de las instalaciones y su impacto sobre la población, así como por el abastecimiento del combustible y la disposición de los residuos.

Marco Enríquez-Ominami: Vulnerabilidad y dependencia

Creación de una Empresa Nacional de Energía, porque ENAP hace más de lo que su misión le exige.
Fondos por unos US$ 1.600 millones para financiar proyectos de Energías Renovables no Convencionales, iniciativas comunales y limpieza de la matriz de transportes.
Fijar norma de emisión para centrales termoeléctricas.
Política pública para la leña similar a la eléctrica, recambio de estufas.
Incentivar la eficiencia energética en las tarifas de distribución.
Fijar un royalty a los recursos hidroeléctricos de US$ 10 y US$ 30 por MWh.

Eduardo Frei: Generación más limpia

Asegurar el abastecimiento de calidad y bajo costo para evitar que la factura de hogares y empresas siga subiendo y haya una rentabilidad aceptable para las empresas.
Programas de recambio para elevar la eficiencia energética.
Interconexión de los sistemas eléctricos central y del Norte Grande.
Avanzar a través de ENAP en etanol.
Fijar norma de emisión para centrales termoeléctricas con niveles similares a los de Europa.
Reforzar sistemas de transmisión para conectar proyectos ERNC.

Sebastián Piñera: Energía confiable y económica

Al 2030 la necesidad de energía se cuaduplicará.
La energía no se puede derrochar por eso se requiere eficiencia energética.
Aprovechar las caídas que ofrecen los caudales cordilleranos para desarrollar centrales de pasada.
Explotar recursos solares en el norte, de viento en diversas zonas, mareomotriz en las extensas costas, la geotermia y los biocombustibles, que serán prioritarios en el futuro.
Inversión para estar a la cabeza en desarrollo tecnológico y conocimiento de estas fuentes renovables.

 

Comments are closed.