Gobierno seguirá adelante con norma ambiental de material particulado

El ministro secretario general de la Presidencia señaló, en todo caso, que hay instrumentos modernos para compatibilizar la protección a la salud de las personas, con el objetivo del empleo “que también es clave”.;Estrategia, 01 de abril 2010.


Respuestas ante inquietudes del sector empresarial entregó ayer el ministro secretario general de la Presidencia, Cristián Larroulet, en un encuentro de la Asociación de Industriales Metalúrgicos y Metalmecánicos.

El presidente de Asimet, Ernesto Escobar, apuntó a la norma de emisión de material particulado fino, conocida como PM 2,5, señalando que “con alarma” se enteraron que “pese a las denuncias de trámite irregular y al rechazo que provocó en diversos sectores productivos, por lo exigente de sus límites, el nuevo Gobierno ha decidido seguir adelante con su tramitación, sin ninguna modificación, sin siquiera haber respondido las observaciones que el sector industrial les hizo llegar a través de Sofofa”. Agregó que “establecer valores tan estrictos, que ni los propios estudios señalan cómo cumplir, nos parece someter al país a restricciones insalvables que afectarán inevitablemente la inversión y nuestra economía”, por lo que solicitó a Larroulet “revisar dicho proyecto, ya que creemos que existen varios pasos previos que hay que concluir antes de normar este contaminantes, entre otras cosas, trabajar sobre la base de la medición de datos reales”.

“Quiero ser muy franco que en esa materia vamos a seguir adelante con la implementación de la norma PM 2,5, porque eso es la responsabilidad del Estado”, contestó el ministro al señalar que la salud de las personas demanda esa regulación. Sin embargo, acotó que “un buen gobierno, es aquél que se pone metas que son adecuadas para la situación del país” y que “hay instrumentos más modernos que permiten compatibilizar de mejor manera el objetivo de proteger la salud de la persona, con el objetivo del empleo que también es clave”, aunque no dio precisiones.

Consultado por la deuda que el sector público mantiene con proveedores privados, dijo que es un tema necesario de corregir, pero pidió paciencia, apelando a lo urgente que es dar solución a los problemas generados por el terremoto.

También fue requerido por la excesiva burocracia estatal, a lo cual Larroulet acotó que en este caso “no puede pedir paciencia cuando estamos hablando de capacidad de gestión”. Indicó que el Gobierno aprovechará el proceso de reconstrucción para hacer innovaciones tecnológicas y reformas. “No van a pasar muchos meses en que vamos a empezar a anunciar un conjunto de acciones”, dijo.

Asimismo, calificó a las Pymes como centrales para la reconstrucción, por lo que también habrá anuncios.

En tanto, informó que es probable que el proyecto de Ley de Donaciones ingrese la próxima semana al Parlamento.


 

Comments are closed.