Reconstrucción Sustentable

Columna de opinión de Paola Vasconi, Coordinadora Programa de Medio Ambiente de Fundación Terram, publicada en Blog La Tercera el 19 de marzo 2010. (Visite Blog de Paola Vasconi en http://blog.latercera.com/blog/pvasconi/)


“Actitud Vigilante” esa ha sido la promesa de la nueva Ministra de Medio Ambiente, María Ignacia Benítez, ante los anuncios del nuevo Gobierno de flexibilizar algunos trámites, incluidos los permisos ambientales, con el objetivo de facilitar la reconstrucción y reactivar rápidamente la economía del país.

No obstante, las urgencias en la reconstrucción del país, no pueden ser leitmotiv para hacer cualquier cosa. Es necesario, primero levantar diagnósticos y sacar lecciones importantes del terremoto y posterior maremoto que afectó a la zona centro sur de nuestro país el pasado 27 de febrero. Esto permitirá que las nuevas escuelas, hospitales, poblaciones, procesos industriales, caletas entre otros, se levanten en zonas de menor riesgo y/o en mejores condiciones para enfrentar los impactos de los desastres naturales y los cambios pronosticados por el calentamiento global.

Tal y como señala la nueva Ministra de Medio Ambiente, en medio de la real necesidad de reconstrucción del país, “medioambiente sigue siendo una prioridad para el Gobierno de Piñera porque la reconstrucción la tenemos que hacer de un modo sustentable”. Yo precisaría más, es una prioridad no sólo para el Gobierno sino para el país en general. Por ello, no se entiende la justificación de la Ministra sobre la base de que los proyectos que se requiere reconstruir ya cuentan con sus permisos ambientales. Esto sólo es una mera excusa, pues chilenas y chilenos estamos concientes, y así nos lo están diciendo cada uno de los expertos en las distintas áreas, de que el terremoto y el maremoto que afectó a nuestro país cambiaron las condiciones geográficas y ambientales, en que se evaluaron inicialmente las distintas iniciativas, por lo que la reconstrucción de cualquiera de ellas, necesariamente requieren de una nueva evaluación de su impacto ambiental.

Hoy, más que nunca, las variables ambientales y territoriales cobran relevancia en la evaluación de los proyectos, porque aunque se dupliquen las multas a quiénes no respeten las leyes y normativas como se ha anunciado, de nada servirá, si entre medio se pone en riesgo la salud y vida de las personas.

La reconstrucción no puede significar construir apresuradamente sólo para dar techo, salud, educación y trabajo. La reconstrucción que se debe realizar en el país, nos da la oportunidad cierta de repensar nuestras ciudades, el país que queremos y las variables sociales, ambientales y territoriales deben ser el eje central de este proceso. Por eso, señora Ministra las organizaciones ciudadanas, también estaremos vigilantes a la forma en que se reconstruye el país ya que efectivamente se cumplan las leyes y normativas ambientales vigentes en el país.

Comments are closed.