Vecinos de Río Verde rechazan estudio de impacto ambiental presentado por Mina Invierno S.A.

Servicios públicos han presentado 340 observaciones, y se estiman en casi mil una vez que finalice el proceso ciudadano liderado por la Conama.


Una treintena de vecinos agrupados en la Organización Comunitaria para el Desarrollo Sustentable de Río Verde (OCDS) expresaron su rechazo al estudio de impacto ambiental (EIA) presentado por la Minera Invierno S.A. a la Conama y que actualmente se encuentra en proceso de participación ciudadana.

Como incompleto y con demasiadas imprecisiones calificó el documento el presidente subrogante de OCDS, Héctor Barría, durante un encuentro con los medios de comunicación en el que también participaron el Premio Nacional del Medio Ambiente, Nícolo Gligo, Hernán Mladinic, director Fundación Yendegaia y Juan José Salas empresario del turismo.

OCDS encargó a especialistas en medio ambiente de la Universidad Austral e investigadores regionales analizar el EIA de la Minera Invierno presentado a fines de enero y que persigue la autorización de Conama para la puesta en marcha del proyecto Mina Invierno, el primero de por lo menos 3 que la empresa, controlada por Copec y Ultramar, pretende desarrollar en Isla Riesco, invirtiendo unos U$300 millones y destruyendo unas 1.500 hectáreas que comprende bosques nativos, humedales, praderas y turbales con su correspondiente flora y fauna.

En este esfuerzo también se incorporo como asesor legal el abogado especialista en temas medio ambientales, y de gran prestigio a nivel nacional, Fernando Dougnac.El vocero de OCDS dijo que el EIA considera sólo 22 impactos negativos, calificados entre bajos y medios y 2 impactos positivos los cuales están calificados como altos. (generación de empleos y el aumento en la actividad económica en la región). “Sorprende que sólo los positivos estén calificados como altos, y todos los negativos como medios o bajos”, dijo Barría agregando que las mitigaciones y compensaciones que propone la empresa son “escasas y pobres”.

Especial hincapié se hizo en los daños y molestias que provocará a los vecinos y turistas que deseen ir a Río Verde o isla Riesco, la gran cantidad de camiones y maquinarias que usarán la ruta que une Cabeza de Mar con el paso Ponsomby. “Aquí existe un peligro real para la seguridad de las personas ya que esa ruta no está preparada para la circulación de una gran cantidad de vehículos motorizados”, explicó Barría.

Otro aspecto que criticaron los vecinos, es que no existe un estudio integral de la Isla Riesco, como tampoco de las zonas aledañas. A modo de ejemplo, Barría explicó que los fuertes vientos reinantes en la zona causarán fuerte impacto en el seno otway, afectando principalmente la fauna existente por la polución del carbón y las partículas en suspensión, además la gran cantidad de maquinaria que estará en funcionamiento durante largas horas al día durante los 12 años que está contemplado este proyecto, producirá otro impacto negativo en el medio ambiente, situaciones como otras, no consideradas íntegramente en el estudio.

Criticó que la empresa no se comprometa con el desarrollo comunal ni con los vecinos falta una mayor conciencia social. “La experiencia que hemos tenido con la empresa, nos hemos dado cuenta que solo quieren sacar el mayor provecho de este proyecto, sin considerar, respetar y hacer partícipes a los comuneros.

Una consideración especial se hizo del excelente desempeño en este proceso de la Dirección General de Aguas y del Servicio Agrícola Ganadero, instituciones que en conjunto a otros organismos públicos presentaron 340 consultas al EIA.

Por otra parte, los vecinos consideraron que la intervención que se realizará al medio ambiente en una zona predominantemente ganadera afectará el sello verde con el que hoy cuentan los productos agrícolas de Magallanes. Tenemos principal preocupación en el aspecto ganadero por nuestras praderas libres de contaminación, por nuestros animales que se encuentran con certificaciones de calidad y con el sector Turismo que está en pleno desarrollo y donde la Comuna de Río Verde está calificada como una de las más hermosas del Mundo, reflexionó Héctor Barria.

Comments are closed.