Consejo de Monumentos pide compensación de $300 millones por Dakar

Solicitud al Instituto Nacional de Deportes. Informe arqueológico emitido al organismo tras el rally revela pérdida de patrimonio en 56 de 111 sitios revisados. El Mercurio, 11 de mayo 2010.


El Consejo de Monumentos Nacionales (CMN) resolvió pedir una compensación de $300 millones al Instituto Nacional de Deportes (IND) por los daños patrimoniales causados por el Rally Dakar 2010, en su paso por el norte del país en enero pasado.

Esto, luego que un informe arqueológico contratado por el organismo revelara daños en 56 de 111 sitios patrimoniales revisados tras la carrera. De ellos, 13 tienen pérdidas de información arqueológica consideradas altas o medias, la mayoría concentrada en las cercanías de Quillagua, localidad ubicada a 280 kilómetros al noreste de Antofagasta.

Los resultados del informe ya fueron remitidos al IND, organismo que podría solicitar una revisión del monto de las compensaciones exigidas ante el mismo CMN. "Estamos planteando que, al igual como se hizo en el rally anterior, exista una compensación respecto del daño patrimonial", señaló ayer el secretario ejecutivo del CMN, Óscar Acuña.

Medidas no efectivas

Según señala Acuña, el año pasado se contrató un estudio para establecer bienes patrimoniales susceptibles de ser dañados por la carrera. Sin embargo, éste solo estuvo listo a fines de noviembre, por lo que no incidió en el trazado final del Dakar ni fue incluido en las hojas de ruta y posicionadores satelitales de los competidores.

Esto llevó a que se delimitaran zonas vulnerables con banderas en el desierto. Según el informe, "queda claro que las medidas de delimitación implementadas no fueron efectivas, por lo que se descarta su uso para el 2011".

El mismo documento revela daños importantes (mayores al 50%) en cuatro sitios arqueológicos, donde el traspaso de estos límites establecidos alteró talleres líticos usados por pueblos prehispánicos para la confección de herramientas de piedra, así como huellas usadas por caravanas previas al arribo de los europeos y durante la colonia.

Además detecta nueve puntos con mediana pérdida patrimonial (entre 10% y 50% del sitio), entre estructuras asociadas a antiguos campamentos mineros ubicados en el desierto de la Región de Antofagasta.

Por esto, el objetivo del CMN es que este año el estudio arqueológico, o línea de base, esté listo a más tardar en agosto, para que la información incida en la definición del trazado y llegue a los competidores. Además, arqueólogos del CMN acompañarán a la comitiva que definirá la ruta del Dakar 2011 para ver qué lugares se deben evitar.  
 
– 373 vehículos participaron en el Rally Dakar que se realizó este verano.
– US$ 700 mil diarios dejó en ganancias para el país el paso de esta competencia.
– 4.056 kilómetros de la caravana se corrieron en el país, entre Antofagasta y la Región Metropolitana.

– Los efectos de la caravana durante 2009
El informe emitido tras el paso del Dakar del año pasado reveló seis sectores gravemente afectados por la destrucción de material, como piezas líticas, cerámicas, estructuras de piedra y osamentas humanas de hasta 9.000 años A.C.
La situación afectó a terrenos de las comunas de Vallenar, Caldera, Chañaral y La Higuera. Esta última fue la que sufrió mayores daños.
El informe identificó daños en secuencias estratigráficas (sucesión de capas naturales y culturales), que dejan a los materiales encontrados en el lugar sin un contexto cultural que permita clasificarlos.
Al igual que en 2010, gran parte del daño se produjo cuando los vehículos abandonaron las rutas establecidas.


 

Comments are closed.