Generación térmica a carbón

Carta al director de Rodrigo Bórquez, Economista de Fundación Terram, publicada en diario La Tercera el 15 de mayo de 2010.;


Señor director:

En respuesta al artículo publicado el jueves en este medio el 13 de mayo -"Colbún estima que hoy la generación térmica a carbón es la más competitiva"-, es necesario precisar algunos puntos que condicionan la validez de esta aseveración. Si bien es innegable que bajo el prisma de la lógica de mercado el carbón es la opción más conveniente para generar electricidad, los impactos de esta fuente sobre la salud de la población refutan las cualidades costo-efectivas que lo potencian.

Según la información presentada en el anteproyecto de la norma de emisión para termoeléctricas, la generación de electricidad mediante el uso de carbón -sin considerar unidades que utilizan una mezcla de éste con petcoke- lideró el ranking de emisiones contaminantes procedentes de este sector durante 2008, en términos de material particulado y dióxido de azufre, con porcentajes de emisión de 70% y 37% respectivamente, mientras que sus emisiones de óxido de nitrógeno ocuparon el segundo lugar, con 23% del total.

Estos contaminantes generan una serie de costos asociados a la mitigación de enfermedades cardiorespiratorias y vasculares e impactos sobre otras actividades productivas como la agricultura, el turismo y la pesca artesanal. Estos, al no ser considerados en la estructura de costos, posibilitan el establecimiento de señales de precio erróneas desde el punto de vista social. Es posible concluir que, aun cuando sólo se considere uno de los tantos impactos socio-económicos y ambientales provocados por la generación termoeléctrica a carbón, la valorización económica de sus costos ya evidencia importantes grados de imprecisión en su estimación. 

Comments are closed.