Alcaldes exigen que se prohíban sondeos geotérmicos en El Tatio

En Calama y San Pedro de Atacama. Informe de la ONU revela errores y falta de medidas de seguridad para controlar fumarola causada por los trabajos.;El Mercurio, 15 de julio 2010.


La sesión de la Corema de Antofagasta que se realizará hoy será clave para el futuro de los sondeos geotérmicos en los géiseres de El Tatio, suspendidos desde octubre tras la irrupción de una fumarola "artificial" de 60 m de altura que se mantuvo activa durante 27 días, a sólo 2 km del circuito turístico que recibe a 120 mil visitantes cada año.

El organismo ambiental deberá resolver hoy si se prohíben definitivamente las prospecciones geotérmicas en El Tatio o se permite su reanudación, en un ambiente donde alcaldes e indígenas de la zona critican las "contradicciones" con que se ha tratado el tema.

Esto, luego que el ministro de Energía, Ricardo Raineri, anunciara hace dos meses la suspensión de las prospecciones, y la semana pasada la titular de Medio Ambiente, María Ignacia Benítez, señalara que "la Corema resolverá el caso".

La alcaldesa de San Pedro de Atacama, Sandra Berna, afirmó que las prospecciones de la Empresa Geotérmica del Norte "comenzaron mal y no deben seguir. Dejen a El Tatio tranquilo, porque obtenemos más recursos a través del turismo, sin daños", aseguró.

Similar postura tiene el alcalde de Calama, Esteban Velásquez. "Este es el momento para frenar el daño (…) desde Calama no permitiremos que sigan adelante con ninguna otra fase", aseveeró.

Según reveló un informe encargado por la Comisión Nacional de Energía a expertos internacionales coordinados por la ONU, la fumarola artificial de octubre pasado no causó daños al medio ambiente ni a las fuentes termales. También detalla errores en el control de la emergencia y la falta de guardias en las instalaciones.

Dirigentes indígenas anunciaron movilizaciones y presentaciones judiciales.  
 
Dos días bastaban para controlar la emergencia registrada en octubre pasado en las cercanías de El Tatio, según el informe de expertos internacionales. Sin embargo, controlar la fumarola artificial demoró 27 días.


 

Comments are closed.