Tema de los cultivos transgénicos debe manejarse con prudencia y criterio precautorio

Así lo estimó el senador Antonio Horvath, integrante de la Comisión de Medio Ambiente, quien se refirió al fallo del Consejo para la Transparencia que obligará al Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) a entregar la ubicación de estos cultivos en el país. Senado.cl, 06 de julio 2010.


Un llamado a "actuar con cautela y precaución, pero sin renunciar a la investigación" en materia de cultivos transgénicos realizó el senador Antonio Horvath, integrante de la Comisión de Medio Ambiente, tras conocer la resolución del Consejo para la Transparencia que resolvió que el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) deberá entregar la ubicación exacta de los cultivos de semillas transgénica que existen en el país.

El parlamentario anunció que "vamos a hacer presente esta situación ante el Ministerio de Agricultura de modo que actúe en consecuencia y se evite la polarización de las posturas que existen frente a los transgénicos".

Valoró además el fallo del Consejo para la Transparencia porque "es muy importante que la comunidad sepa dónde se trabaja con transgénicos sobre todo para adoptar los resguardos necesarios".

Precisó que "Chile es un país que, particularmente en el área agrícola, nunca va a competir por cantidad como Argentina y Brasil, pero sí podemos competir por sello de origen, naturaleza orgánica y una serie de características que tienen nuestros valles".

Manifestó que "estas condiciones especiales le otorgan a nuestros productos agrícolas, ganaderos y acuícolas un mayor valor". Además, recordó que "en la nueva institucionalidad ambiental se establece como obligatorio que, en caso de que se cultiven transgénicos, se hagan los estudios de impacto ambiental, por su riesgo de liberación".

El senador Horvath indicó que "también se pueden declarar áreas libres de transgénicos porque en un determinado valle si todos los productores toman la decisión mayoritaria de hacer cultivos orgánicos y naturales, la idea es que no se vaya a instalar al medio alguien con cultivos de transgénicos".

Por estas razones, puntualizó que se debe evitar la polarización de posturas "entre quienes están en contra de los transgénicos y quienes los están propiciando porque si bien existen protocolos de seguridad en estos cultivos, también hay investigaciones y casos concretos que avalan distintos riesgos".

A su juicio, "deberíamos seguir una política de carácter precautorio porque no podemos asumir riesgos innecesarios, sobre todo porque ponemos en riesgo, la mejor opción que tiene Chile que es: irse por el lado natural y orgánico sin coartar para nada las investigaciones".

Recalcó que "Chile tiene que manejarse con prudencia y en alguna medida hemos avanzado a través de la nueva ley de bases del medio ambiente y hay que estar alerta contra quienes creen que es un gran negocio avanzar en la agricultura transgénica porque en general hay patentes de grandes empresas internacionales que entregan solo la semilla que no se reproduce y, por lo tanto, uno queda cautivo".

Respecto a los temores que existen frente al efecto económico que tendría la divulgación de estos datos de producción de transgénicos, el senador Horvath los desestimó porque "de acuerdo a nuestra reglamentación solo se exportan semillas y la transparencia sobre los lugares donde se producen significará que se podrá seguir haciéndolo según la normativa del SAG".

Comments are closed.