Fiscalía no investigará más daño al humedal del Cruces

Cierre es definitivo y quita presión sobre empresas Arauco. El fiscal de San José de la Mariquina Alejandro Ríos puso fin a la investigación que lideraba por la contaminación del humedal del río Cruces, determinación que fue difundida ayer por la Fiscalía Regional de Los Ríos y que implica que el Ministerio Público no perseverará en busca de responsabilidades al respecto, bajo el argumento de que no se encontraron antecedentes que acreditaran la existencia de algún delito. El Diario Austral, 20 de octubre 2010.
Lea noticia relacionada: Fiscal cierra caso por muerte de cisnes en el río Cruces.;


"Si bien en la investigación se constata la mortalidad de cisnes de cuello negro y la disminución del alimento de esta especie, conocido como luchecillo, no es posible concluir con la certeza que exige el Derecho Penal que existe un solo catalizador o incidente para el cambio ambiental observado", explicó al respecto la vocera de la Fiscalía Regional Lorena Sandaña, apuntando que "por ello, los antecedentes recabados no permiten que la Fiscalía lograra una convicción más allá de toda duda razonable sobre el cambio ambiental".

Durante la audiencia en que se notificó a las partes del cierre de la investigación, los seis abogados querellantes -principalmente de organizaciones ambientalistas y armadores fluviales turísticos- decidieron no hacer uso de la posibilidad de forzar una acusación en contra de la empresa Arauco.

HISTORIA DEL CASO

La investigación por la contaminación del Santuario de la Naturaleza se inició en 2004 en Valdivia, pero se trasladó luego a Mariquina ya que gran parte de los demandantes procedía de esa comuna.

En esa línea, las demandas en contra de quienes resultasen responsables presentadas por los querellantes se centraron en la entonces recién inaugurada planta de Celulosa Arauco en Mariquina, acusada de propagar agentes contaminantes.

Asi antes de Alejandro Ríos, la investigación estuvo en manos de las fiscales Tatiana Esquivel, Ximena Valenzuela (ambas en Valdivia) y Paola Varela (San José).

En principio, la causa fue cerrada por el Ministerio Público en octubre de 2009, sin formalizados, y se reabrió un mes después a petición de los querellantes. Luego, se iba a dar a conocer el cierre en agosto pasado, pero la instancia falló ya que dos de los querellantes no habían sido notificados.

Consultado por el cierre ahora del caso, el subgerente de Asuntos Públicos de Arauco, Juan Anzieta, señaló escuetamente que "Arauco está tranquila con el resultado de esta investigación, ya que es concordante con lo que siempre ha declarado la empresa".  
 
6 años se extendió la investigación por la contaminación del río Cruces. Por ella pasaron cuatro fiscales.

Comments are closed.