Productores de Trucha y Coho advierten fuerte perjuicio por cambios al reglamento sanitario

Aprobadas las modificaciones por el Consejo Nacional de Pesca al informe técnico. El Diario Financiero, 17 de diciembre 2010.

Aprobadas las modificaciones por el Consejo Nacional de Pesca al informe técnico. El Diario Financiero, 17 de diciembre 2010.


Con profunda preocupación los productores de Trucha y Coho agrupados en Acotruch recibieron aprobación a las modificaciones realizadas por el Comité Ad Hoc al informe técnico del Reglamento Sanitario para la Acuicultura (RESA).

Es que de prosperar estos cambios, a partir de un año de publicado el RESA, se prohibirá el uso de los estuarios para smoltificación de trucha y salmón coho, disposición que el presidente de Acotruch, Julio Traub, criticó, considerando que no existirían los antecedentes que sustenten una medida de este tipo.

Compartió que se deben adoptar medidas en pro del resguardo del patrimonio sanitario. "Nos preocupa la ausencia de los correspondientes estudios técnicos, económicos y jurídicos que respalden decisiones de este tipo", insistió.

Remarcó que se debe tener presente que en la actualidad no existe capacidad instalada disponible de pisciculturas en tierra, volúmenes de agua, así como capacidad técnica ni económica para poder construirlas que permitan la generación del número de smolts requeridos para la reactivación de la industria salmonera.

Perjuicio directo

A juicio de Traub, la adopción de las nuevas medidas afectará de manera directa en los procedimientos y manejos asociados a la producción de especies salmónidas, lo que repercutirá directamente en los costos de producción, impactando fuertemente las empresas productoras.

"Si a esto le sumamos la inversión en nueva infraestructura para la smoltificación de los peces, para las empresas que constituyen Acotruch, principalmente pequeñas y medianas, la actividad se hace inviable, poniéndose en serio riesgo los puestos de trabajo que recién comienzan a recuperarse", fustigó.

Agregó que se sienten perjudicados, toda vez que las medidas y el quórum propuestos para los acuerdos voluntarios "van en directo desmedro de nuestra producción, ya que se obtendrán resultados contrarios a los intereses de titulares de concesiones de empresas de menor tamaño; debiendo adoptar procedimientos ajenos a los desarrollados".

El titular de Acotruch se refirió también a la vacunación obligatoria, asegurando que varias de las compañías que conforman esta asociación han adoptado la vacunación como parte de sus estrategias productivas.

Sin embargo, explicó que la determinación de vacunar no debe ser obligatoria, sino que más bien, debe corresponder a una estrategia sanitaria en función de su historial, preexistencias y ubicación (AMS) de cada empresa.

"Vemos con mucha preocupación la obligatoriedad del uso de vacunas (por ejemplo: IPN) considerando que, según el historial sanitario, algunas de nuestras empresas asociadas, nunca han tenido presencia de esta enfermedad en sus peces, por lo tanto, la vacunación más que una ventaja se convierte en un gran riesgo sanitario", remarcó.

Llamado a la autoridad

Traub recalcó la importancia que la autoridad internalice que los intereses de las grandes empresas son diferentes a los de menor tamaño.

"Consideramos preciso que la autoridad ponga a disposición pública los antecedentes sociales y económicos y la evaluación del impacto que estas medidas tendrán sobre este tipo de compañías", finalizó.


 

Comments are closed.