Defienden aprobación de proyectos por parte de las extintas Coremas

Servicio de Evaluación Ambiental. Director de la entidad afirmó que estos permisos no correrían peligro si fuesen impugnados en tribunales. El Mercurio, 20 de enero 2011.


El director del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), Ignacio Toro, descartó que los permisos que unos 40 proyectos de inversión recibieron por parte de Comisiones Regionales del Medioambiente (Coremas), puedan ser anulados. Se trata de autorizaciones efectuadas con posterioridad a la desaparición de estas entidades, el 1 de octubre de 2010, que podrían ser impugnadas ante tribunales por esta situación.

Toro explicó que pese a que legalmente las Corema caducaron en la citada fecha, en el SEA decidieron seguir convocándolas para dirimir iniciativas que iniciaron su trámite antes de la creación de la nueva institucionalidad ambiental. Esto, precisó, se hizo para evitar abrir un flanco judicial entre los opositores a estos proyectos, debido a la no participación de los gobernadores en las votaciones.

En el nuevo diseño institucional, estas autoridades no forman parte de la Comisión Evaluadora, órgano que reemplazó a la Corema.

Agregó que el reciente dictamen de la Contraloría, que el SEA solicitó para aclarar qué órganos debían pronunciarse durante el período de transición hacia las nuevas instituciones, entrega certezas para los titulares de estas inversiones. Éstas suman unos US$ 1.500 millones.

Lo anterior, porque junto con establecer que con posterioridad al 1 de octubre las Coremas dejaron de existir y que debe actuar la Comisión Evaluadora, también estipula que lo decidido por las Coremas después de su extinción fueron decisiones de buena fe y con el convencimiento de haber actuado con legitimidad.

"Las judicializaciones dependen de intereses de terceros, pero este dictamen da certidumbre a los titulares de que todo lo obrado por el SEA estuvo bien, antes y después del 1 de octubre", aseguró Toro. 

 

Comments are closed.