HidroAysén: votación clave del lunes instala conflictivo escenario para La Moneda

Comité de evaluación regional se reunirá para decidir futuro de proyecto hidroeléctrico. La Tercera, 03 de mayo 2011.
Lea noticias relacionadas: Investigación académica desmiente necesidad energética de Hidroaysén.
Partido Socialista solicita al Gobierno Regional detener evaluación del proyecto HidroAysén.
Obispo Infanti e Hidroaysén: Bernardo Matte es quizá bastante inmoral en sus negocios.


El lunes 9, el comité de evaluación ambiental, integrado por 18 autoridades de la Undécima Región, incluida la intendenta Pilar Cuevas, se reunirá para tomar una decisión clave sobre el futuro del proyecto de generación eléctrica HidroAysén.

La sesión, que en principio se realizará en la sede del gobierno regional, será la primera votación decisiva de la iniciativa, luego de que a inicios de abril, la sociedad impulsora -conformada por Endesa Chile y Colbún S.A.- entregara su tercer y último informe, en respuesta a las observaciones al proyecto presentadas, en noviembre de 2010, por distintos servicios públicos.

La eventual aprobación de HidroAysén, que demandará una inversión de US$ 3.200 millones, contempla la construcción de cinco centrales hidroeléctricas en los ríos Baker y Pascua para generar 2.750 megawatts.

Pese a que la iniciativa es considerada como fundamental por el Ejecutivo para afrontar un inminente período de estrechez energética, en los análisis de Palacio no escapa que el proyecto provoca fuertes reparos en la población a nivel local y nacional. A ello se agrega que la iniciativa polariza a todo el espectro político y concita apoyos y rechazos transversales en casi todos los partidos.

Preocupación en Palacio

Altos funcionarios de gobierno señalaron ayer que, junto al seguimiento diario del caso judicial de Kodama, HidroAysén es por estos días una de las principales preocupaciones de La Moneda.

Las mismas fuentes adviertieron que -lo más probable- es que el proyecto sea aprobado por el comité de evaluación, lo que abre un escenario conflictivo para el gobierno.

Y es que en los análisis oficialistas se señala que la empresa ha logrado reducir los requerimientos impuestos por las autoridades ambientales. Si en 2008 el consejo presentó 2.698 adendas -rectificaciones-, que fueron respondidas por Hidroaysén; en enero de 2010, la empresa debió responder otras 1.114 rectificaciones, las que en noviembre de 2010 fueron reducidas a 199 observaciones.

La semana pasada, el biministro de Energía y Minería, Laurence Golborne, manifestó su preocupación por las presiones de los opositores al proyecto que han recibido los funcionarios encargados de votar HidroAysén.

El tema no deja de generar inquietud en La Moneda, hasta donde han llegado varias prevenciones de los funcionarios del gobierno regional ante eventuales contramanifestaciones, por lo que se considera inminente aprobación de la iniciativa.

A ello se agrega que en el oficialismo también se prevé que se activen movilizaciones, similares a las que hubo en agosto del año pasado, cuando se aprobó la central termoeléctrica de Barrancones, Cuarta Región.

En esa oportunidad, el Presidente Sebastián Piñera realizó gestiones personales para el traslado del proyecto.

En esta ocasión, sin embargo, en La Moneda ya está definido el guión para enfrentar eventuales protestas: respeto de la institucionalidad medioambiental, transparencia del proceso y la necesidad de nuevas inversiones energéticas para el país.

Con todo, en Palacio ya asumieron que el tema escalará hasta instalarse en el corazón mismo del gobierno. Y es que independiente de la votación a favor o en contra del comité de evaluación regional del lunes, en La Moneda se alistan para la convocatoria del Consejo de Ministros, entidad integrada por 13 secretarios de Estado y presidida por la titular de Medio Ambiente, María Ignacia Benítez.

El organismo es el que debe actuar como instancia de apelación para la aprobación o rechazo definitivo del proyecto.  
 
Inesperada renuncia

La semana pasada renunció el director regional de Aysén del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), Eduardo Lagos. El funcionario, quien oficialmente indicó que su dimisión obedeció a razones personales, se habría visto afectado por presiones de los opositores al proyecto. El caso encendió las alarmas en La Moneda.
 
Autoridad ambiental detalla las mitigaciones que deberá realizar proyecto eléctrico  
 
Reasentamiento y compensación a pobladores de la zona y cuidado de flora y fauna son principales exigencias. En casi 1.400 páginas, elServicio de Evaluación Ambiental (SEA) de Aysén resumió los casi tres años de trámite ambiental del proyecto hidroeléctrico HidroAysén.

El informe contiene las principales exigencias que deberá cumplir la firma, propiedad de las eléctricas Endesa y Colbún, para que la iniciativa sea aprobada, rechazada o autorizada con condiciones en la reunión del comité de evaluación de la próxima semana.

Las centrales hidroeléctricas que busca construir HidroAysén inyectarán la energía producida al Sistema Interconectado Central (SIC), el mayor del país.

El documento, denominado Informe Consolidado de Evaluación (ICE), enumera las condiciones establecidas por los 32 servicios que participaron del proceso de evaluación. El informe fue enviado a los servicios con competencia ambiental que participarán de la votación, los que deben firmarlo antes del próximo 6 de mayo.

En los 31 meses de trámite ambiental, HidroAysén respondió en tres adendas 4.000 consultas.

Entre las condiciones de mitigación del proyecto se establecen el monitoreo de las napas subterráneas de agua para determinar el efecto de la operación de las centrales; la clasificación acabada de las especies forestales de la zona; monitorear la degradación en las riberas de los ríos Baker y Pascua; el traslado de los animales, ovinos y bovinos, de la zona que será inundada; definir predios con que se compensará a quienes verán inundados sus terrenos; el tratamiento de los desechos de las obras de construcción; el adecuado equipamiento en los campamentos de trabajadores que participen de la obra, y la definición de los terrenos que serán incorporados al Parque Nacional San Rafael.

María Isabel González, ex titular de la CNE, señaló que, en general, las condiciones impuestas por los servicios para la aprobación del proyecto son factibles de cumplir por parte de la empresa. "Los servicios no están pidiendo que no haya ningún impacto, sino que los que haya, los mitiguen. Encuentro que las condiciones son razonables", dice González. 


 

Comments are closed.