Diputados objetan aprobación de Hidroensenada por trazado energético en zonas protegidas

La Cámara de Diputados analizó en una sesión especial la central hidroeléctrica Río Blanco-Ensenada en la Región de Los Lagos. Parlamentarios acusan responsabilidades de servicios públicos en aprobación del proyecto. Radio Universidad de Chile.cl, 18 de julio 2011.


El objetivo de esta reunión es, principalmente, “para revisar las consecuencias derivadas de las líneas de alta tensión que la empresa Hidroensenada S.A. proyecta instalar en las comunas de Puerto Varas y Puerto Montt, con una franja de 50 kilómetros de longitud, en una zona considerada de alta relevancia medioambiental, por su rica biodiversidad de especies nativas, y el posible impacto turístico para la zona”.

Por 29 votos a favor y 13 en contra, la Cámara Baja aprobó el proyecto de acuerdo, presentado por los diputados Patricio Vallespín y Fidel Espinoza, que entre otros objetivos, busca resguardar que el proyecto no presente irregularidades.

Vallespín explicó que falta aún una mayor ciencia en el oficialismo. “Desgraciadamente no será tan así, esto se logró con los votos de la Concertación, la derecha prácticamente no votó, como si no le interesaran los temas energéticos ambientales, una miopía muy grande de su parte. No tengo muchas esperanzas que el gobierno revise en detalle la institucionalidad y los problemas del desarrollo hidroeléctrico, o energético, en la evaluación de impacto ambiental. La señal de preocupación que dio el Congreso en esta materia es evidente, y el gobierno debiera hacerse parte”, sostuvo.

A la sesión concurrieron citados el ya ex ministro de Energía, Laurence Golborne y la Ministra del Medio Ambiente, María Ignacia Benítez.

Por su parte, el diputado UDI, Celso Morales, reconoció que debe revisarse el caso pero criticó que a la sesión se haya invitado a los ministros del Interior y Medioambiente, asegurando que existe un “uso político”.

El proyecto Hidroensenada contempla una central hidroeléctrica de pasada de 6,8 MW y una línea de transmisión de 50 kilómetros, ambas con resolución de aprobación ambiental.

Flavia Liberona de la Fundación Terram lamentó que los actores involucrados en el proceso no actuaron correctamente, quien declaró que “es preocupante que el ministerio de Medio Ambiente y los servicios públicos como Conaf no hayan previsto esto, no dijeran públicamente que esto debiera ser evaluado de otra forma, y no rechazarlo, sino más bien aprobarlo. Entendemos que los servicios públicos no cumplieron la tarea de respetar la legislación vigente, porque ese tendido no debería pasar por donde indica, o ser evaluado de otra forma”.

En este marco, se solicitará a CONAF que explique por qué no advirtió la presencia de alerces bajo las líneas de transmisión del proyecto Hidroensenada y que se corrija el procedimiento de calificación de esta iniciativa a través de un estudio de impacto ambiental y no sólo una mera declaración. 

Comments are closed.