Decretan escasez hídrica en tres zonas de Coquimbo y Valparaíso ante sequía

Medida permite al MOP autorizar extracción de agua en sectores donde no hay derechos. A escasos minutos de La Serena, una localidad rural ya no tiene agua porque los pozos se secaron, mientras que en Copiapó siguen los cortes del suministro.;El Mercurio, 09 de diciembre 2011.
Lea noticia relacionada: Advierten sobre escasez hídrica y llaman a cuidar el agua.


A raíz de la severa sequía que afecta a Coquimbo y Valparaíso, las cuencas de los ríos Quilimarí (IV Región), Ligua y Petorca (V Región) fueron declaradas ayer en escasez hídrica por el Ministerio de Obras Públicas. La medida de emergencia también incluye a las cuencas costeras de Quilimarí-Petorca y Ligua-Aconcagua, así como a la comuna de Quilpué.

El decreto permite que la Dirección General de Aguas (DGA) autorice la extracción desde pozos que no tienen estos derechos. "Se trata de una medida excepcional, que fue tomada a fin de atender la situación de emergencia que se vive en la zona centro del país (…) Hacemos un llamado a la ciudadanía para que tome conciencia de los desafíos que enfrentamos en materia de aguas y cómo es factible prevenirlos", explicó el ministro Laurence Golborne.

Los decretos tienen una vigencia de seis meses y buscan enfrentar los problemas en el acceso al recurso para consumo humano y riego.

Crisis hídrica

En Atacama también se vive una grave situación. En Copiapó -donde el acuífero está sobreexplotado-, 20 mil clientes de la sanitaria Aguas Chañar, en el sector Paipote, siguen sufriendo cortes intermitentes del servicio.

"Paipote se abastece de agua de los pozos de Tierra Amarilla (a 20 km), que no son capaces de abastecer la demanda", reconoce Francisco San Martín, superintendente de servicios sanitarios local.

La empresa admite que "está justa" y que no tienen "holgura de agua", por lo que cualquier falla de bomba o matriz causa un corte. Por ello, trabajan en construir nuevos pozos.

Más al sur, en La Serena, la falta de agua afecta al sector de Alfalfares, ubicado a escasos kilómetros del centro de la ciudad. Sus norias, que alcanzan unos 3 metros de profundidad, sólo tienen tierra y piedras, lo que obligó a los vecinos a surtirse con camiones aljibe del municipio y restringir sus necesidades.

Clara Olivares, vecina del lugar, cuenta que su pozo "bajó por la sequía (…) el agua verde que está en la piscina la echaba en los baños. No nos podíamos bañar aquí, los niños iban donde los amigos. Comprábamos agua envasada para cocinar". Ahora la situación se mejoró, porque le construyeron un nuevo pozo.

Juana Contreras y su socia Mónica Vergara lamentan que están perdiendo todos sus invernaderos de flores, porque no pueden regar. "Reciclamos toda el agua que tenemos, hasta bañamos a los niños juntos. Pareciera que siempre es otoño, se secan nuestros árboles, que son nuestra fuente laboral", dice Juana.

Si bien la DGA asegura que la falta de agua se debe a la poca nieve en la cordillera y a la extracción ilegal de áridos en la zona, los vecinos apuntan a la minera TECK, que saca agua a 4 km de distancia.

Mauricio Gómez, superintendente de relaciones externas de la empresa, explica que los pozos de las 24 familias afectadas están a nivel superficial, mientras que la compañía extrae a 200 metros. "En 2009 monitoreamos los pozos junto a ellos y ya venían bajando. Nosotros sacamos recién en mayo y los pozos de la mayoría ya tenían poca agua", dice.
Trabajo

Los vecinos de Alfalfares sólo han tenido agua por la construcción de nuevos pozos más profundos.

69 millones de m {+3} tenía al 30 de noviembre el embalse Puclaro, que abastece a los canales y acuíferos de La Serena. Su capacidad máxima es de 200 millones de m {+3} .
45% de déficit de nieve hay en el sector de La Laguna, en la cordillera a la altura del Valle de Elqui. 209 cm de nieve es lo normal, pero este año hay acumulados sólo 115 cm.


 

Comments are closed.