Subsecretario de Pesca advierte aumento “considerable” del cáligus en salmoneras

Manifestó preocupación por la situación sanitaria de la industria. Además, dijo que las iniciativas de los privados para modificar el reglamento sanitario son “insuficientes”. Diario Financiero, 23 de octubre 2012.;


A pesar de que aún no se logra un consenso acerca de reglamentos sanitarios -claves para la producción salmonera-, el subsecretario de Pesca, Pablo Galilea, está tranquilo del rumbo de sus decisiones. Lo que le inquieta son los factores externos, como el parásito (cáligus) que está afectando a los centros de cultivo.

– ¿Cuándo debería estar listo el reglamento de densidades?


- El 1 de diciembre. Nuestra propuesta es que se cree un polinomio donde el score de riesgo determine el estado sanitario de la concesión, y las empresas que tengan mal desempeño tendrán la obligación de bajar sus densidades en un 40%, y las que tengan un buen desempeño podrán subir en un 10%.

– ¿Qué puntos han recogido de los empresarios?


- Lograr un consenso del empresariado es muy difícil. Propusieron una modificación al reglamento sanitario, donde se deberían examinar las formalidades para definir los niveles de producción del ciclo siguiente. Sin embargo, nosotros consideramos que eso es insuficiente, y no renunciaremos a promulgar un reglamento de densidades.

– ¿Cuáles son los principales problemas que han detectado en las fiscalizaciones?


- Lo que más nos preocupa es el caligus, que tuvo su antesala en la crisis del ISA, y que ha aumentado de forma considerable. Tenemos 12 notificaciones de empresas donde se ha detectado esto.

– ¿Hay disonancia entre lo que uds. consideran un barrio de salmones “enfermo” con lo que piensan los empresarios?


- Hay matices. Cuando los parámetros son claros y objetivos, ¿quién podría discutirlos? Lo que pasa es que hay diferencias que tienen que ver más con los intereses particulares de las empresas de cómo afecta esto en sus niveles de producción.

– ¿Cómo ve a la industria salmonera local en 2013?


– Queremos seguir abriendo mercados, como el de Brasil. También esperamos que la crisis internacional vaya superándose para que los precios del salmón –en un plazo de dos o tres años- vuelvan a buen nivel. La producción aumentará de todas maneras.

 

Comments are closed.