Mañalich, el gran ausente en caso Agrosuper, según partidarios y detractores de planta de Freirina

El tema es el mismo, pero los protagonistas cambiaron drásticamente. En mayo, el ministro de Salud, Jaime Mañalich, viajó a Freirina para cerrar temporalmente la planta productora de cerdos de Agrosuper en esa localidad y decretar una alerta sanitaria por los malos olores que emanaban del lugar. El Mercurio, 18 de noviembre de 2012.

El tema es el mismo, pero los protagonistas cambiaron drásticamente. En mayo, el ministro de Salud, Jaime Mañalich, viajó a Freirina para cerrar temporalmente la planta productora de cerdos de Agrosuper en esa localidad y decretar una alerta sanitaria por los malos olores que emanaban del lugar. El Mercurio, 18 de noviembre de 2012.


Esta acción dio inicio a un proceso en el que se le exigió a la empresa de Gonzalo Vial trasladar a los cerdos, y a su vez detonó la revisión de la Resolución de Calificación Ambiental (RCA). Esta revisión, inédita en el país, mantuvo durante meses la interrogante sobre el futuro de este proyecto, que supone inversiones por US$ 500 millones.
Seis meses después, tanto partidarios como detractores de la planta de Agrosuper sindican al ministro Mañalich como uno de los grandes ausentes de la discusión esta semana.
El miércoles fueron las autoridades regionales las encargadas de dar a conocer la extensión del plazo para trasladar a los cerdos, que originalmente vencía el 25 de noviembre y que ahora se aplazó hasta el 28 de febrero. También informaron sobre los resultados de la revisión que hizo la Comisión de Evaluación Ambiental de Atacama sobre la RCA de la planta.
En Freirina, la ausencia del ministro no pasó inadvertida. Roberto Bruzzone (RN), alcalde de la comuna, se queja de que "el ministro jamás ha sido capaz de llamarme ni por teléfono ni para preguntarme cuál es la situación. Siendo de la misma Alianza, no ha tenido la deferencia de llamar para decir: ‘Esta es la determinación que vamos a tomar por esta razón’. O escuchar la razones que tengo", asegura. El alcalde, quien en la elección municipal fue derrotado por el socialista César Orellana, cree que su defensa de la planta de Agrosuper no fue el detonante del resultado electoral, pero es categórico en su diagnóstico: "A mí me dejaron solo", dice.
Desde la otra vereda, Yahir Rojas, vocero del movimiento socioambiental del Valle del Huasco -una de las principales agrupaciones en contra de la reapertura de la planta-, también se queja por la ausencia del ministro. "Es una pena que el ministro Mañalich esconda la cabeza, siendo que él era un interlocutor válido en nuestro problema, siendo él quien decretó la alerta sanitaria, decretó los seis meses (de plazo para trasladar a los cerdos)", señala.
En una reciente entrevista con "El Mercurio", Gonzalo Vial manifestó la necesidad de extender el plazo para trasladar a los cerdos en 90 días, similar a lo que le concedió la autoridad. "Estamos topando en 90 días y se saca ordenadamente todo. Pero luego sale alguien y dice que es cuestión de traer más camiones. Los camiones se pueden llevar todos en una semana si se quiere, pero si no se puede llevar a la faenadora a un chancho recién nacido, ¿qué hago? Después vendrá la protectora de animales y dirá cómo se los mata tan chicos, si es una muerte inútil", dijo.
"El Mercurio" contactó al ministro de Salud por las críticas de los vecinos y autoridades de la zona, porque no ha vuelto a dialogar con ellos.
La respuesta de sus asesores fue que "la vocería está radicada en la Intendencia de Atacama". Esto, en una semana marcada por la vacunación contra la meningitis W 135, que ha copado la agenda del ministro.
Este medio tampoco obtuvo respuesta de la ministra del Medio Ambiente, María Ignacia Benítez, a quien se le consultó si la resolución de la Comisión Ambiental de Atacama es la solución definitiva para la planta de Agrosuper, entre otros puntos.
Las autoridades regionales se han encargado de destacar lo activas que han estado durante el proceso. Al ser consultado por eventuales manifestaciones, el intendente de Atacama, Rafael Prohens planteó: "Nosotros partimos de la base que estamos hablando entre seres humanos, que tenemos capacidad de razonar, de entendernos, de dialogar. Yo lo he hecho con la gente, me han tratado pésimo en las reuniones, me han dicho lo que han querido, pero nunca nos hemos escondido. Los Seremis (las autoridades regionales) han estado", señaló ante distintos medios.
¿Menos empleo?
La revisión de la Calificación Ambiental de la planta votada por la Comisión de Evaluación de la región, "son medidas adicionales que se suman al permiso ambiental que el proyecto tiene vigente", explica Mario Manríquez, seremi del Medio Ambiente de la Región de Atacama.
Uno de los puntos más importantes de dicha resolución fue la rebaja en la cantidad de cerdos que puede albergar la planta. Si en la RCA original (que data de 2006) se permitían hasta 150 mil madres de cerdos, ahora se autorizan 30 mil con potencialidad de crecimiento hasta 80 mil, si es que se acredita mediante auditorías ambientales que se están cumpliendo los parámetros de olores exigidos. Es decir, la mitad de la producción originalmente autorizada.
En este escenario, la empresa expresó "preocupación" por el futuro de los casi 450 trabajadores de la planta. En una declaración pública, aseguraron: "Nuestras instalaciones no presentan ningún tipo de riesgo sanitario para la población y nos preocupan de sobremanera las restricciones para operar con normalidad, así como el futuro del complejo y la continuidad laboral de sus casi 450 trabajadores".
En caso de decretarse el cierre definitivo de la planta el impacto en la comuna sería "grande y grave", según el ministro (s) del trabajo Bruno Baranda. "Por el desempleo que generaría, tanto en trabajos directos como en indirectos o autoempleos", asegura.
Desde el lado de los movimientos sociales aseguran que es el Estado el que debe hacerse cargo del eventual desempleo. No obstante, Andrea Cisternas, dirigenta de Freirina Consciente, aclara que "nuestra lucha no es contra la gente que trabaja ahí, obviamente que es de nuestra comunidad y tenemos que protegerla".
El movimiento social de Freirina acordó el miércoles pasado iniciar movilizaciones aunque no revelaron cuándo ni en qué forma se manifestarán.

Comments are closed.