Habitantes de Freirina advierten que harán uso de su “legítimo derecho” para cerrar planta Agrosúper

Los vecinos de la comuna nortina decidieron hacer efectiva la clausura de la faenadora de cerdos debido a los retrasos en los que ha incurrido el Gobierno. Dentro de los próximos días en asamblea extraordinaria se decidirán los pasos a seguir. Radio U. de Chile 15 de marzo 2013.


Pese a que el Gobierno anunció que el cierre de la planta de cerdos de Agrosúper en Freirina es definitivo y que los trabajadores de dicha empresa decidieron deponer la toma del recinto, con la que exigían la continuación de las actividades, los habitantes de la comuna exigen que se respeten los plazos que estableció del propio Ejecutivo.

A juicio de los pobladores, la fecha límite que el Gobierno había dictado para el cierre de la planta era el pasado 25 de febrero, pero hasta hoy todavía no existe una respuesta concreta sobre cuándo y cómo se cerrará la faenadora.

Por lo mismo, los habitantes de Freirina decidieron emprender acciones por su cuenta para hacer efectivo este cierre y convocaron a una asamblea extraordinaria en la comuna dentro de los próximos días.

La vocera de la Asamblea Ciudadana de Freirina, Andrea Cisternas, señaló que “como ciudadanos, como comunidad organizada, hemos decidido que la planta se cierra definitivamente. El Gobierno ni siquiera ha tomado posición en este tremendo problema y tampoco se ha hecho responsable de sus obligaciones y de su deber como autoridad, dejándonos a nosotros el deber de tomar en nuestras manos el derecho legítimo de fiscalizar y cerrar definitivamente esta empresa”.

La molestia de los habitantes se debe además a la ausencia del seremi de Medio Ambiente en una reunión que se realizó este jueves para tratar este tema.

Andrea Cisternas recalcó que “el gobierno regional ha hecho abandono de sus deberes, no ha analizado el plan de paralización de Agrosúper, no ha puesto tampoco los estudios pertinentes respecto de este plan y cómo se está saneando el territorio de nuestra comunidad. En su soberbia, el seremi no asistió ni le interesó el tema”.

“Por lo tanto, insisto, a nosotros nos recae el legítimo derecho de hacer la fiscalización y todas las acciones pertinentes para el cierre definitivo de la empresa”, añadió.

En tanto, el Intendente de Atacama, Rafael Prohens, se comprometió a revisar la situación laboral de los trabajadores despedidos de la planta de cerdos.

De hecho, los ex trabajadores recién ayer depusieron una toma de las dependencias de la faenadora, con la que exigían su reapertura para mantener sus puestos laborales.

Comments are closed.