Retraso en la votación de Ley de Fomento Forestal enfrenta a diputados

La intransigencia del Gobierno sería el motivo por el que se suspendió la votación del proyecto de ley de Fomento Forestal que modifica y extiende el Decreto 701, que se discute en la Cámara de Diputados. Así lo señalaron parlamentarios de oposición, quienes argumentaron que el Ejecutivo no incluyó ninguna de las más de 40 indicaciones que le formularon al mensaje presidencial. Desde el oficialismo, el diputado UDI Javier Macaya criticó a los legisladores opositores, a quienes calificó como “taimados”. Radio Universidad de Chile.cl, 23 de marzo 2013.


Para el próximo 2 de abril quedó agendada la votación del articulado del mensaje presidencial que modifica y extiende por 20 años la vigencia del Decreto Ley 701 sobre fomento forestal, el que rige desde 1974.

Esto, producto que la sesión de este miércoles fue suspendida por el presidente de la Cámara de Diputados, Nicolás Monckeberg, debido a la falta de quórum de 40 legisladores.

Sin embargo, cuando se sesionó en general sí estaba la cantidad requerida de parlamentarios, al igual que cuando se votó y aprobó parte del articulado.

El diputado UDI Javier Macaya indicó que la postergación de la sesión se debió a que los parlamentarios de oposición, al ver que perdían cada votación, decidieron abandonar el Hemiciclo, lo que calificó como una “taimadura” de parte de sus correligionarios.

Por esto, el parlamentario gremialista explicó que “la Concertación se equivocó muy mal, porque es una decisión que ellos tomaron en el transcurso de la votación cuando se dieron cuenta que con una argucia técnica podían dejar sin quórum la sala, estando presente y no votando. Además, se dieron cuenta que estaban perdiendo las votaciones por mayoría de la sala, y es algo que ocurre en el Parlamento y justamente estamos para dirimir los temas donde hay diferencia. Yo lo consideró lamentable y creo que es importante tener la capacidad de enmendar el rumbo en este tipo de señales que estamos dando a la ciudadanía”.

Desde la oposición, el diputado DC Pablo Lorenzini explicó que la intransigencia de los ministros de Hacienda, Felipe Larraín, y Agricultura, Luis Mayol, fue el motivo por el cual varios legisladores abandonaron la Sala.

En este sentido, el legislador demócrata cristiano, indicó que “si se presentan 40 indicaciones, siempre se conversa con el Ejecutivo, algunas de ellas que eran razonables, cero respuesta. Cuando estábamos en la sala volvimos a reponer algunas cosas y tampoco. Por eso, pensamos, aquí no vamos a votar a efectos de postergar y tener a la vuelta de la Semana Santa más tiempo para ver si podemos lograr que el ministro o el Ejecutivo, alguna de nuestras propuestas, al menos, las estudie o las entienda. El proyecto se votó en general, se votaron varios artículos, pero habían tres o cuatro temas que nos interesaban más a fondo y esa fue la única manera política de enviar una señal al Gobierno”.

En la misma línea se manifestaron la diputada del PPD Adriana Muñoz y el radical Alberto Robles, quienes coincidieron en que “el Gobierno no recoge ningún argumento”.

Algunos de los artículos en que la oposición tiene reparos son la extensión por 20 años de este decreto y las exenciones tributarias a las grandes empresas forestales. Además, manifestaron dudas con los incentivos para la forestación, lo que, a su juicio, permitirían la designación “a dedo” de parte de los Gobiernos de turno.

Rodrigo Herrera, secretario ejecutivo de la Agrupación de Ingenieros Forestales por el Bosque Nativo, aseguró que el mensaje presidencial es un mal proyecto y esperan que se rechace, ya que no atiende temas de fondo, como la regulación de la tala rasa, la conservación de los suelos y la protección y preservación del agua como eje articulador.

 

Comments are closed.