Costos de las salmoneras se disparan. Sector prepara cambios

Autoridad alista nuevo plan para bajar carga administrativa y combatir el Cáligus. Pulso, 12 de septiembre 2013.;


Un primer semestre nada de fácil es el que han vivido las empresas salmoneras que mantienen operaciones en nuestro país.

Los costos doblan el crecimiento de las ventas, llegando a aumentar nada menos que un 46% frente al 24% de los ingresos (considerando los resultados del primer semestre de AquaChile, Invermar y Multiexport), lo que lleva a las compañías a tener un margen operacional negativo a diferencia de junio 2012, que era positivo.

Frente a esto, las empresas han debido aplicar planes para tener una mayor eficiencia en la producción. En este período, parte de la biomasa de peces de salar y trucha se vio afectada por una mayor presencia de Cáligus en ciertos barrios productivos. Esto último ha provocado un incremento en los costos de tratamientos contra este parásito; un mayor factor de conversión de alimento y un menor crecimiento en aquellos centros de cultivo más afectados por su presencia, obteniendo menores pesos de cosecha.

En el caso del salar, en el año 2010 el peso de cosecha promedio era de 5,4 kilos en 18 meses; hoy es de 4,2 kilos. A lo anterior se suma que la nueva regulación ha profundizado las restricciones de siembra debido a los descansos sanitarios obligatorios. Esto último se ampliará una vez rija el nuevo Reglamento de Densidades.

En una presentación, AquaChile señala que esto provocará “una disminución de la capacidad potencial productiva de Chile, pero aumentando por otra, la predictibilidad y competitividad de la industria”.

AquaChile -ligada al empresario Víctor Hugo Puchi- evidenció una pérdida de US$33,2 millones en el primer semestre, cifra que se compara con la pérdida de US$15,7 millones registrada en igual período del año anterior. Sin embargo, durante el primer semestre, Multiexport e Invermar dejaron atrás las cifras rojas.

En efecto, la primera, tras su suscribir un acuerdo para la producción de truchas con Mitsui, reportó ganancias por US$15,5 millones.

Los ingresos de la compañía experimentaron un alza de 32%, debido a la recuperación de los precios internacionales del salmón. Pese a ello los costos de ventas se incrementaron 54%.

En tanto, Invermar presentó una utilidad neta de US$2,2 millones, en comparación con la pérdida de US$18,8 millones del mismo periodo del año anterior.

NUEVA REGULACIÓN. Antes de fin de año se implementarían los cambios al Reglamento Sanitario a fin de alivianar la carga administrativa de las empresas.

En el gobierno reconocen que existe una “pérdida de competitividad” en la industria salmonera ante la mayor regulación, pero dicen que no se transará.

Lo anterior debido a los efectos económicos que genera la mayor presencia de Cáligus y que ha aumentado los costos. Frente a ese escenario la Subsecretaría de Pesca analiza nuevas alternativas menos “invasivas” para combatir el parásito. Entre ellas está el uso de un láser, como ocurre en Noruega. En paralelo, la autoridad evalúa ampliar la forma de abordar la enfermad, dejando los barrios y asumiendo una estructura de macrozonas. El objetivo es aumentar la presencia de los conceptos oceanográficos.  
 
CIFRAS DE LA INDUSTRIA
3,21% De la producción salmonera se genera en Punta Arenas. El fuerte de la industria está en la zona de Aysén.
US$214 Millones. Sumaron los envíos de salmón en junio, un alza de 68,4% respecto a igual mes del año 2012.
62 Por ciento de los envíos en el primer trimestre tuvieron como destino Japón, el principal mercado para los exportadores de salmón chileno. Le siguen EEUU y Brasil.

 

Comments are closed.