Cajón del Maipo: una década tardaría recuperar vegetación consumida por incendio

Las llamas arrasaron con más de 280 hectáreas. Fiscalía indaga si existen denuncias relacionadas con el origen del fuego.“Es un daño al patrimonio medioambiental que nos afectó mucho, acá está el pulmón verde de la Región Metropolitana”, dijo el alcalde de San José de Maipo, Luis Pezoa, respecto de las 283 hectáreas de pastizales y arbustos que fueron consumidas por el incendio forestal ocurrido en el sector El Toyo de la localidad, que fue controlado ayer. La Tercera 03 de diciembre 2013.
Lea noticia relacionada: Conaf alerta que ha habido 150 incendios más que el promedio de los últimos cinco años.


Recuperar el daño, de acuerdo a estimaciones de la Conaf, tardaría cerca de 10 años en las zonas más altas del sector.

Las llamas se iniciaron la tarde del sábado, lo que movilizó a más de un centenar de bomberos y brigadistas de Conaf, quienes trabajaron en turnos para extinguir el fuego. La fuerza del viento hizo que los focos se propagaran a un poblado de 10 viviendas. Sin embargo, el actuar de los equipos de emergencia pudieron evitar que los inmuebles resultaran quemados. “Evacuamos a las familias, pero luego volvieron a su hogar. En las zonas aledañas se esparció espuma retardante, lo que hizo que el fuego se alejara y los vecinos pudieran regresar, manifestó el edil. En ese sentido, el director regional de la Onemi, Miguel Muñoz, indicó que “hasta el momento no tenemos peligro de propagación a viviendas”.

El jefe de operaciones de la Conaf, Eric Dreckmann, indicó “hemos cumplido de manera exitosa y se apagaron la gran mayoría de los focos”. Agregó que la tarea fue menos compleja que durante las jornadas anteriores, pues las rachas de viento fueron menos intensas, alcanzando los 24 kilómetros por hora. “Estamos vigilando algunos lugares que siguen humeando y que sus chispas podrían reactivar el fuego. Podríamos decir que está contenido, pues no tiene ninguna base hacia donde avanzar”, manifestó.

Durante la jornada trabajaron cuatro brigadas de la Conaf, una de la Región Metropolitana y una de refuerzo que llegó desde la VI Región, con un total de 62 personas y dos helicópteros, además de 25 voluntarios en cuatro carros de Bomberos.

Dreckmann indicó que se hicieron todos los esfuerzos para que no se quemaran los bosques de litre y quillayes que hay en la parte baja del cerro. Sin embargo, añadió que la recuperación de las zonas más altas podría demorar “al menos una década”, puntualizó. “Se pierde el paisajismo. Un factor importante es la sequía que afecta al sector. Si llueve se recuperará la tonalidad verde que tradicionalmente tiene este sector”, explicó.

El alcalde Pezoa lamentó el “daño irreparable” causado por el siniestro. Junto a la Intendencia Metropolitana, presentará hoy una querella contra quienes resulten responsables del incendio, en el Juzgado de Garantía de Puente Alto.

En tanto, hasta ayer, la Fiscalía Sur indagaba si existen denuncias relacionadas con el incendio en la zona.

Por otra parte, la Onemi decretó ayer Alerta Roja regional, debido a la simultaneidad de incendios forestales. Esto, pues otro siniestro afecta al sector “Los Culenes”, en la comuna de San Pedro de Melipilla, que ha consumido más de 30 hectáreas de matorral y arbustos.

El organismo consideró que, dadas las altas temperaturas, se generan condiciones favorables para los incendios, dificultando las tareas de control y extinción. La alerta se mantendrá hasta que las condiciones lo ameriten.

Comments are closed.