Freno a Bocamina: Endesa quiere que Superintendencia vea el caso, no la Corte

De esta manera, Endesa pondría sobre el debate un posible choque de competencias entre la institucionalidad ambiental y la justicia ordinaria. La Segunda, 18 de diciembre 2013.
Lea noticia relacionada: Endesa reingresa Estudio de Impacto Ambiental de central Bocamina II.


Hoy en la tarde Endesa Chile presentará un escrito ante la Corte de Apelaciones de Concepción pidiendo el alzamiento de la orden de no innovar impuesta por la justicia y que paralizó el funcionamiento de la central Bocamina II, ubicada en Coronel, Octava Región.

Según fuentes de Endesa Chile, entre los argumentos que entregarán al tribunal para autorizar el funcionamiento de la principal carbonera de la generadora en Chile es que el proceso sancionatorio está en manos de la Superintendencia del Medio Ambiente (SMA).

“Los hechos que están sometidos en el recurso de protección ya están sometidos al imperio del derecho y los recursos de protección no pueden ser utilizados como un sustituto jurisdiccional cuando ya existen órganos competentes del Estado conociendo de estas materias”, comentan al interior de la compañía.

Dicen que esta es una consideración relevante y ya existen precedentes en casos importantes que así lo avalan.

De esta manera, Endesa pondría sobre el debate un posible choque de competencias entre la institucionalidad ambiental —recién estrenada y con tribunales especializados— y la justicia ordinaria y el uso del recurso de protección en estos casos.

Cabe recordar que gran parte de los antecedentes contenidos en el recurso de protección provinieron de la investigación que realiza la SMA.

El organismo formuló cargos en agosto pasado como resultado de fiscalizar las instalaciones de la central el 13 y 14 de febrero y los días 15, 19, 26 y 27 de marzo, con funcionarios de la Seremi de Salud, Sernapesca y Directemar de la VIII Región. Además, se habían recibido denuncias de poblados de la zona y del senador Alejandro Navarro.

Los reparos que encontró la autoridad ambiental

En esa instancia, la Superintendencia determinó que la tubería de descarga de residuos líquidos que van al mar incumplía con la exigencias impuestas. También detectaron falencias en las bocatomas de agua y sistemas de filtración, las que no cuentan con un sistema que impida que especies marinas —como langostinos— no sean succionados por las tuberías.

En la reformulación de cargos de noviembre, la SMA detectó modificaciones ejecutadas en Bocamina II sin contar con las autorizaciones correspondientes.

Asimismo, desde la generadora comentan que Bocamina II sí cuenta con una Resolución de Calificación Ambiental (RCA) y su operación se ha ajustado a estas exigencias desde que partió. “Contrariamente a lo señalado por el recurso, estas instalaciones eléctricas han sido sometidas a un proceso de evaluación ambiental en 2007 y cuenta con las aprobaciones de la autoridad competente”, detallan.

En todo caso, cabe recordar que la Corte Suprema ya había advertido a Endesa que debía realizar un Estudio de Impacto Ambiental por este tramo del proyecto.

Comments are closed.