Concesiones de exploración suben 23% en cinco años e industria pide más incentivos

Expertos señalan que se necesita más apoyo en financiamiento y asegurar el desarrollo efectivo de los proyectos. Fuente: El Diario 14 de agosto 2014.


Un crecimiento de 23% se ha registrado en el número de concesiones de exploración otorgadas en los últimos cinco años, que pasaron de más de 46 mil en 2009 a más de 57 mil en 2013, según cifras del Servicio de Geología y Minería (Sernageomin).

Si bien, las cifras de 2013 representaron una caída en comparación a 2012, cuando se entregaron 61.200 concesiones, lo que sí ha crecido es la superficie concesionada, que pasó de 13,6 millones de hectáreas a 16,9 millones en 2013, concentradas mayormente en las regiones de Antofagasta y Atacama.

La particularidad es que la mayoría de quienes están detrás de estas concesiones son grandes empresas, como el caso de BHP, que lidera el primer lugar, seguido de Minera Los Andes, ligada a Codelco, y Minera del Pacífico (CAP), con 11,3%, 4,95% y 4%, de la torta, respectivamente.

Esto datos se suman a los entregados por el Catastro de Empresas Exploradoras en Chile en 2013, elaborado por la Comisión Chilena del Cobre Cochilco, que señala que hay 123 empresas exploradoras en el país con 254 prospectos y/o proyectos mineros en etapas de exploración, con un presupuesto declarado de US$ 909 millones, un 12% menos que en 2012. Los minerales más buscados son cobre, con 60%, seguido de oro y plata, entre otros.

Si bien, Rodrigo Álvarez, director regional del Sernageomin, comenta que el mercado de concesiones de exploración se ha mantenido estable, María Cristina Betancour, gerente de Investigación y Desarrollo de la Sociedad Nacional de Minería (Sonami) comenta que hay una “positiva perspectiva respecto a la evolución de la exploración en los últimos años. De acuerdo a información de 2013, por tercer año consecutivo Chile es el quinto país que recibe la mayor cantidad de presupuesto para exploración, superando a Perú, tradicional competidor de nuestro país, en esta variable”.

Sin embargo, Juan Pablo González, presidente de la Comisión Calificadora de Competencias en Recursos y Reservas Mineras, señala que, en términos generales, la exploración ha evolucionado lentamente,”a pesar que el buen ciclo del precio de los metales ha ayudado para que haya más inversión y, además, algunas firmas junior han estado trabajando en nuevos proyectos. Sin embargo, los montos invertidos están sesgados por el efecto de la gran minería y no por la diversificación de la exploración en Chile con más actores”.

Mayor dinamismo

Hay consenso en la industria en que hay que aumentar el dinamismo de la exploración. “Por eso el compromiso del Sernageomin con el Plan Nacional de Geología, que está dotando al país de tres cartografías -geología básica, geoquímica y geofísica-, fundamentales para saber cuáles son los recursos mineros presentes en el territorio”, explica González.

Pero además, recalca, que “se necesitan nuevos impulsos para terminar con la especulación en el mercado y la falta de opciones para el manejo de la propiedad minera, debido a que gran parte está concentrada en pocas personas y empresas, que toman las propiedades con un fin estratégico interno o negocio, más que para desarrollar la exploración en forma efectiva”, dice. De ahí que considera relevante la modificación de la ley de concesiones mineras. ” Debe servir de apoyo a un futuro mercado de capitales y propiedades mineras, lo cual requiere cambios radicales para acelerar el sistema de concesiones, quizás simplificando el trámite, pero exigiendo un desarrollo efectivo de exploración”.

De ahí que un punto importante es incentivar la exploración con mecanismos que, promuevan la re inversión de utilidades para esta actividad, -en lugar de pagar impuestos-, como se hacía antiguamente, señala Jorge Camacho, gerente de Exploración de Codelco.

Coincide Betancour, de la Sonami, al indicar que mejorar el financiamiento para las empresas exploradoras siempre será una ayuda. Ejemplifica que el Fondo Fénix, de Corfo, que entrega créditos a fondos de inversión, es un aporte. “Es un instrumento que debe seguir apoyando el desarrollo del sector”, comenta.

En 2013 se entregaron más de 57 mil concesiones de exploración en Chile, equivalentes a una superficie de 16,9 millones de hectáreas.

Comments are closed.