Fauna desparece del mundo y Chile no escapa a desastres ambientales

Informe que mide la salud de la tierra, advierte que la mitad de la fauna salvaje ha desaparecido en los últimos 40 años. A pesar de que Chile disminuyó su huella ecológica respecto a la medida anterior, desastres como el de Quintero cuestionan la responsabilidad ambiental de las industrias y las autoridades. Fuente: Radio U. de Chile 07 de octubre 2014.


Según el informe de The Living Planet, que estudia la salud de la tierra y el impacto de la actividad humana la mitad de la fauna salvaje ha desaparecido en los últimos 40 años.

Los nuevos resultados, empeoran el panorama desde el último documento emitido en 2012 que advertía que los animales salvajes se habían reducido en un 30 por ciento.

La nueva cifra, creada con una metodología más exacta, es cercana al 52 por ciento, según los investigadores, abarcando a distintas poblaciones de aves, mamíferos, reptiles, anfibios y peces. Siendo las especies de agua dulce las que más han disminuido, con un impacto del 76 por ciento.

El informe advierte que el ser humano necesitará una tierra y media para cubrir la demanda de consumo.

El informe advierte que el ser humano necesitará una tierra y media para cubrir la demanda de consumo.

A esto se suma que el ser humano está talando árboles a una velocidad mayor de la que se pueden volver a plantar, pescando más peces de los que se pueden reproducir y emitiendo más carbono de lo que los océanos y los bosques pueden absorber.

Para dar una perspectiva de lo que ocurre en los mares, el director de Oceana, Alex Muñoz, explicó que los océanos del mundo están pasando por la peor crisis de su historia, donde más de la mitad de la pesquería global esta sobreexplotada yendo mucho más allá de la capacidad para recuperarse.

En Chile, la situación no es diferente y la sobreexplotación estaría llegando al 70 por ciento de la pesquería del país, advierte Muñoz. Esto se agravaría aún más, por la influencia de la contaminación derivada de la industria minera, las termoeléctricas a carbón, salmoneras y desastres ambientales, como el que se vive durante estos días en Quintero, con el derrame de petróleo en la costa, que ha dejado entrever una actitud irresponsable tanto de la industria como del Estado.

“La situación de la bahía de Quintero es mucho más grave de lo que Enap y las autoridades reconocieron inicialmente. Es evidente que el derrame fue mucho más allá de solo 3 mt cúbicos y el plan de contingencia que existía al parecer era completamente insuficiente porque el derrame siguió avanzando por varios días sin haber sido controlado”, explicó.
Alex Muñoz

Alex Muñoz

A pesar de lo anterior Chile aparece mejor calificado en el nuevo documento y aunque en promedio tiene una mayor huella ecológica que el resto de América Latina en esta ocasión descendió del lugar 50 al 56 a nivel mundial.

Finalmente volviendo al plano internacional el estudio apunta que la mayor amenaza a la biodiversidad registrada proviene de los impactos de la pérdida y degradación del hábitat movidos por lo que el estudio llama “consumo humano insostenible” donde demanda un 50% más de la naturaleza, de lo que ésta puede renovar. Por lo tanto necesitaríamos de 1,5 planetas para satisfacer las necesidades mundiales.

Pero no toda la fauna del planeta disminuye a la misma velocidad. Hay zonas más afectadas que otras, que el estudio califica de impacto severo, como Ghana donde la población de leones en una reserva se redujo un 90% en 40 años. En Nepal el número de tigres pasó de 100.000 a 3.000 en apenas un siglo.

Comments are closed.