Interconexión SING-SIC en tierra derecha

La próxima semana el ministro de Energía, Máximo Pacheco, dará a conocer el plan del Gobierno para concretar la unión de ambos sistemas eléctricos. Fuente: El Pulso 22 enero 2015.


En estos días el secretario de Estado se ha reunido con representantes de amplios sectores para definir la propuesta final, que es seguida con atención por el grupo Suez, que tiene un proyecto listo para partir.

EN LOS ÚLTIMOS días, el ministro de Energía, Máximo Pacheco, se ha reunido con variadas instituciones, como los Centros de Despacho Económico de Carga, para afinar los detalles de una decisión que tiene que tomar, atendiendo a los plazos que él mismo se impuso hace algunos meses, de acá a la próxima semana. Se trata de la modalidad de interconexión de los dos sistemas eléctricos mayores del país: el SING y el SIC. “La interconexión dará mayor robustez y holgura al sistema de transmisión”, precisó Pacheco en noviembre pasado, al anunciar el plazo límite para la toma de una decisión, lo que se cumple exactamente el sábado de la semana entrante.

Y a pesar de que se ha tenido una agenda legislativa bastante recargada –se decidió aplazar el proyecto de asociatividad para marzo y se trabaja contra el tiempo para ingresar la nueva norma para la distribución de gas domiciliaria, mientras aún se tramita el proyecto que amplía el giro de ENAP para permitirle desarrollar proyectos de generación- en las últimas semanas el Gobierno ha intensificado las reuniones y afinado su decisión final sobre este tema con privados, mientras que se han recibido informes para contar con más antecedentes para la decisión. “No hay definición aún, pero varios estamos participando con la información asociada a la serie de estudios encargados y de los resultados de ellos que debe conducir a la decisión, supongo que la próxima semana”, comenta un cercano al trabajo que hacen Pacheco y su equipo.

No obstante, según trascendidos, la definición ya estaría prácticamente tomada. Las alternativas son básicamente dos: licitar un proyecto nuevo, el que obligaría a lanzar un nuevo proceso, lo que a su vez podría retrasar la ejecución de la iniciativa, o bien apoyar la obra que el grupo Suez, mediante su filial Transmisora Eléctrica del Norte (TEN) está desarrollando en esa zona. Los plazos son lo más apremiante. El proyecto de Suez incluso podría estar operativo comercialmente en junio de 2017, plazo que es muy atractivo para el Ejecutivo, entre varias razones, porque podría ser inaugurado por la Presidenta Bachelet, así como también espera cortar la cinta de proyecto Alto Maipo, hoy en plena ejecución.

Sabido es que la Mandataria quiere dejar el problema eléctrico resuelto antes de abandonar su mandato y para esto la interconexión, así como el impulso a las energías renovables, el robustecimiento del sistema de transmisión y la incorporación de más capacidad de generación de base, es clave. El proyecto de Suez La empresa franco belga sigue con mucho interés este tema. En la industria creen que no caben dos proyectos que conecten al SIC con el SING, básicamente porque no es necesaria tal capacidad de transmisión entre ambos sistemas –la iniciativa de Suez puede transmitir 1.500 MW mediante una línea de 500 kV en doble circuito. La cifra que se acerca a los 2.372 MW que fue el peak de generación en el SING el año pasado.

Lo más atractivo de este proyecto, se ha dicho, es la premura con la que puede comenzar a funcionar. Esto, porque la ingeniería básica ya fue desarrollada, el Estudio de Impacto Ambiental ya fue aprobado –faltan algunas modificaciones menores- y tanto en costo como en las características principales se acerca bastante a lo que planea el Gobierno. Fuentes consultadas comentan que, eventualmente, el Ejecutivo se estaría inclinando por privilegiar este proyecto. La tecnología escogida por Suez es la de corriente alterna, pues a juicio de la compañía permitiría conectar diversos proyectos solares o eólicos en el camino de la línea, atendiendo al elevado potencial principalmente solar en la zona sur de la Región de Antofagasta y en el norte de Atacama.

Esto es visto, además, como una oportunidad de negocio para Suez, que podría maximizar la rentabilidad de la línea sumando a más actores. Junto a esto, sería un punto a favor de Suez en el Gobierno, donde creen que la línea en corriente alterna viabilizará más proyectos de ERNC que podrían ayudar a reducir los costos del sistema eléctrico tanto del SIC como del SING, atendiendo a que las empresas generadoras solares presentaron ofertas a precios muy atractivos en la última licitación para distribuidoras.

A favor de Suez hay una jugada maestra que la empresa realizó a comienzos del año pasado: declarar la línea Mejillones-Cardones en construcción, lo que obligó a incluirla en el Estudio de Transmisión Troncal. Esto permitiría a la Comisión Nacional de Energía (CNE) justificar el apoyo a la obra de Suez, pues hace inviable en términos económicos promover una obra de interconexión adicional. A esto se suma otro antecedente: el listado de proyectos mineros que estaban en carpeta para materializar en el SIC Norte -Región de Atacama- ya no es tan abultado, pues varias iniciativas se han ido cayendo.

Éstas serían largamente abastecidas con Punta Alcalde (Endesa, carbón, 740 MW), los proyectos ERNC y la quinta unidad de Guacolda (carbón, 152 MW). De esta manera, menos se justificaría una línea paralela a la de Suez. Menos aún si se suma al cálculo la línea Cardones-Polpaico, que unirá Santiago con Copiapó y que construye la colombiana ISA, lo que transformará a Atacama de ser una zona con déficit energético a una con una oferta amplia y, más aún, a precios competitivos.

Una duda que aún queda por resolver es si la CNE insiste en la idea de su antecesora, que prefería la tecnología de corriente continua, dada la menor pérdida de energía que esta modalidad tiene versus la corriente alterna de Suez. A esto se añade el punto de conexión, que para la anterior CNE era la subestación Encuentro y no directamente Mejillones

¿Qué ha pasado?
La próxima semana el Gobierno anunciará su decisión sobre cómo avanzará en el proceso de interconexión eléctrica entre el SING y el SIC, de acuerdo con el plazo autoimpuesto por Energía.

¿Por qué ha pasado?
La interconexión SING-SIC es una de las prioridades de la agenda energética y por ello el Gobierno ha solicitado estudios y pedido diversas opiniones.

¿Qué se espera que ocurra?
En la industria apuestan a que el Gobierno va a apoyar el proyecto de Transmisora Eléctrica del Norte, filial del grupo Suez, que presentó una iniciativa en 2013 y que ya cuenta con avances en ingeniería y permisología. La empresa declaró que la línea está en construcción.

“La interconexión dará mayor robustez y holgura al sistema de transmisión eléctrico chileno”.

MÁXIMO PACHECO Ministro de Energía, en noviembre 2014

La capacidad instalada ERNC total del sistema es de 2.097 MW, el 10,5% de la capacidad total del SING y SIC.

El precio medio de la última licitación para las distribuidoras del SIC estuvo en torno a los US$107 por MWh.

Comments are closed.