Judicialización pone en jaque proyecto emblemático en Planta Arauco

La aprobación se logró en febrero de 2014, sin embargo, tres comunidades indígenas han ido a tribunales. Hoy delibera el Comité de Evaluación Ambiental. Fuente: El Sur de Concepción, 20 de diciembre, 2015.


“El proyecto de Modernización y Ampliación de Planta Arauco (Mapa) depende más de las autorizaciones que de nosotros”. Con esta frase, Roberto Angelini, presidente de Empresas Copec, hizo ver la tardanza que ha tomado dar el vamos a una iniciativa trascendente para la Región.

Si bien el empresario fue escueto en sus declaraciones, fue Charles Kimber, gerente Comercial y de Asuntos Corporativos de Arauco, quien amplió a El Sur la postura de la empresa ante este proyecto.

“Fue un proyecto que se presentó de manera ejemplar desde el 2012, realizando una muy buena consulta, presentación y apertura hacia la comunidad, lo cual ayudó para que los servicios públicos pudiesen tomar su decisión desde el punto de vista técnico con absoluta tranquilidad”, apuntó el ejecutivo.

Agregó que, como se sabe, la aprobación se logró en febrero de 2014, sin embargo, se ha seguido una judicialización por parte de tres comunidades y esperan que esto se resuelva, porque para Arauco es un proyecto importante, con una inversión de US$ 2.500 millones.

“Pero no es solo la cantidad de dinero, sino lo que significa desde el punto de vista de modernización de este complejo, y en ese sentido ya comenzamos con una mejora que implica un gasto de US$120 millones, que tiene que ver con la planta de tratamiento de los efluentes de la línea 1 y 2 de la planta que serán tratados ahí, por lo tanto, cuando tengamos la planta, que será la línea 3, vamos a tener un moderno sistema de tratamiento de efluentes”, detalló Kimber.

Esta, remarcó el gerente de Asuntos Públicos, es la obra más grande que tiene la firma, donde en su primera etapa de construcción se estima la fuerza de empleo en 4.700 personas, alcanzando un máximo de 8.300. Y, para priorizar la mano de obra local se ejecutará un programa de capacitación para la construcción y empleo local.

Una vez ejecutado, Mapa requerirá 1.000 puestos, principalmente en servicios y actividad forestal. Contempla, como parte del proceso de producción de celulosa, la construcción de una nueva caldera de cogeneración eléctrica a partir de biomasa forestal (Energía renovable no convencional).

Además de autoabastecer de energía limpia a la planta, se producirá un excedente máximo de 166 MW que se inyectará al Sistema Interconectado Central (SIC), a través de una línea de transmisión eléctrica, cuya construcción también es parte del proyecto.

CAMINO DIFÍCIL

No obstante contar con la Resolución de Calificación Ambiental (RCA), pronta a cumplir dos años, la iniciativa ha sufrido desde entonces tropiezos permanentes.

Lo último es el recurso de invalidación de la RCA, presentado por la abogada Paula Villegas, argumentando, en términos generales, vicios en el proceso de consulta indígena.

Respecto de esa impugnación, el intendente Rodrigo Díaz detalló que hubo un primer pronunciamiento que se denegó en septiembre del año en curso el cual fue debidamente informado. “Frente a eso hubo un recurso de reposición que planteó la parte recurrente, respecto de los cuales debemos pronunciarnos hoy lunes y también sobre el fondo del recurso de invalidación y esperamos que estas materias estén debidamente zanjadas este año”.

Será entonces el Comité de Evaluación Ambiental (CEA), el que deberá resolver. Dicho comité, lo conforman el director ejecutivo del Servicio de Evaluación Ambiental, los seremis de Medioambiente, de Desarrollo Social, de Economía, de Agricultura, de Minería, de Vivienda y Urbanismo, de Energía, de Salud, de Obras Públicas y el Intendente o quien lo reemplace al momento.

REIMPULSAR LA INVERSIÓN

El presidente del Instituto Regional de Administración de Empresas (Irade) Eduardo Abuauad, afirma que hay amplio consenso respecto a la necesidad de reimpulsar la inversión en la Región y el proyecto Mapa apunta en esa dirección.

“Desde Irade hemos insistido en la urgencia regional por desarrollar productos y servicios con alto valor agregado, y apoyamos toda iniciativa empresarial que cumpliendo con la normativa medioambiental, también sea capaz de mantener buenas relaciones con su entorno. No esperemos desarrollo sino apoyamos iniciativas bien planteadas”.

Puntualizó que en el caso del proyecto Mapa “somos testigos del esfuerzo de Arauco por llevar adelante un trabajo serio y de largo plazo con sus comunidades vecinas, apuntando a estrategias de valor compartido”.

Coincidente con ello, el presidente de la Cámara de la Producción y del Comercio de Concepción (Cpcc), Hernán Celis Calonge, manifestó que “todos deseamos que la Región crezca y se desarrolle. Y este anhelado progreso sólo es factible mediante las inversiones e incentivos a la creación de nuevas empresas, que favorezcan la economía, generen empleo y entreguen bienestar a sus habitantes. Por lo mismo, esperamos que el proyecto Mapa concluya pronto sus etapas de aprobación, por parte de las autoridades, y finalmente pueda ejecutarse”.

“El proyecto Modernización y Ampliación de planta Arauco (Mapa) depende más de las autorizaciones que de nosotros”. Roberto Angehni, vicepresidente del Grupo Arauco.

“Es un proyecto de una inversión muy alta, interesante y que fue resuelto favorablemente con una resolución de calificación ambiental dadas todas las externalidades positivas que presentaba”. Rodrigo Díaz W.

“Intendente Región del Biobío Lamentamos la judicialización del proyecto, una tendencia que se ha acentuado en los últimos años en Chile y que muchas veces responde a variables ajenas al actuar de la empresa”. Eduardo Ahuauad Presidente de Irade.

Comments are closed.