Denuncian contaminación de aguas donde colapsó el puente ferroviario Pitrufquén

Seis vagones aún yacen hundidos en el río Toltén. Fuente: El Mercurio, 27 de septiembre de 2016.


“El viernes pasado, un joven que pescaba se dio cuenta de que su línea cada vez estaba más pesada, porque se le empezaba a pegar entre los dedos con algo grasiento. Ahí se dio cuenta de que era petróleo”.

El sencillo relato del botero José Matus explica lo que decenas de vecinos y guías de pesca del río Toltén, en Pitrufquén, han visto durante los últimos días en la zona, desde que el pasado 18 de agosto el puente Pitrufquén colapsara ante el paso de un convoy ferroviario.

Según información entregada por EFE y Fepasa, los vagones hundidos están cargados con soda cáustica, clorato de sodio y concentrado de petróleo. Testigos afirman que este último cargamento se estaría filtrando a las aguas del cauce.

Este líquido, viscoso y con un fuerte olor a combustible, flota en la superficie en forma de pequeñas burbujas negras que al ser tomadas se deshacen como una especie de alquitrán pegajoso. Según los vecinos, es el petróleo crudo que se utiliza en calderas, y su origen sería uno de los seis vagones que yacen sumergidos a 6 metros de profundidad en el lecho.

Pedro Troncoso, vicepresidente del Gremio de Pesca Leufu Toltén, asegura que hay unas 100 familias que dependen de la pesca en el río, “por lo que es urgente que las autoridades verifiquen qué es lo que sale de los vagones”.

Jacqueline Romero, core de La Araucanía, criticó al Gobierno, pues dijo que “hace tres días avisamos de esto a las autoridades, y aún no hacen nada. Molesta la poca eficiencia. Ha pasado más de un mes, y no hay fecha para el retiro de los carros”.

A través de un escueto comunicado, Grupo EFE afirmó que “para sacar los carros de las aguas se requiere desviar el río, para lo cual esperamos la autorización de la Dirección de Obras Hidráulicas del MOP”.

El intendente Andrés Jouannet confirmó que aún se desarrollan estudios para desviar el río, los cuales -dijo- estarán listos en las próximas semanas. Sobre la eventual contaminación en el cauce, afirmó que el pasado sábado y domingo no hallaron nada en los monitoreos en el lugar y que hasta ahora los informes de agua que han llegado son normales. “Aún tenemos que investigar la situación y ver de dónde viene esto”, sostuvo.

Peligro
El combustible puede contaminar la fauna del lugar y afectar las fuentes de agua potable ubicadas río abajo.

Óscar Riquelme

Comments are closed.