Intendente instó a OHL a aclarar razones por las que solicitó un nuevo aplazamiento

El jefe regional espera que la decisión no responda a factores externos. Fuente: El Mercurio de Valparaiso, 9 de septiembre de 2016


La decisión de Terminal Cerros de Valparaíso (TCVAL) de solicitar formalmente al Sistema de Evaluación Ambiental extender el plazo, hasta agosto del próximo año, para responder las más de 300 observaciones del que fue objeto su proyecto de ampliación no pasó desapercibida en la región, comenzando por el intendente Gabriel Aldoney.

“A mí me sorprendió la información y la verdad es que no tengo claras las motivaciones y las razones” dijo la primera autoridad regional al ser consultado por el tema.

En esa línea, Aldoney enfatizó que el país “cuenta con un sistema de análisis ambiental y que es por todos conocido, que tiene sus normas, sus reglas y que entre paréntesis a mi como presidente de la comisión regional de evaluación me impide referirme a los detalles porque finalmente tengo que tomar la decisión respecto a esta materia”, agregando que su obligación en ese ámbito es generar condiciones de igualdad a todos los incumbentes en proyectos de esta naturaleza.

Por ello insistió en que el concesionario del T2 debería precisar los motivos que lo llevaron a optar por esta vía. “Creo que TCVAL tiene que ser más claro para explicar por qué tomó la decisión, eso sí, sin dejar de reconocer que tiene todo el derecho de hacerlo”.

El jefe regional reforzó la necesidad de contar con esta infraestructura no sólo para Valparaíso, sino que también para enfrentar los desafíos que tiene el país en materia de comercio exterior.

” A mí no me cabe la menor duda que Valparaíso y el país necesitan un proyecto como éste, los mecanismos que tiene el Estado para asegurar -al menos en Chile- inversiones de esta naturaleza están garantizados”, deslizó el intendente.

Lo que inquieta a la máxima autoridad de la zona es que existan otros factores en la resolución, por ello espera que TCVAL profundice en sus razones.

“Yo espero que no haya elementos externos como lo que pasa en España o la situación de OHL en otros países, etc. Por eso pediría que fueran más explícitos en señalar cuáles fueron las causas de esta decisión”, indicó.

Sobre el eventual retraso que podría tener la obra y sus consecuencias, se mostró cauto. “Quiero señalar que la llegada de naves de más de 13 mil Teus no han provocado grandes problemas en el sistema portuario, ya que éste se encuentra preparado para ello, más bien el inconveniente es qué hacemos en cinco a diez años más”.

Al respecto, agregó que la realidad del sector apunta a mantener la tranquilidad por las características del tráfico marítimo que tiene actualmente el país. “Creo que no vamos a tener problemas en los puertos, además que se debe entender que la frecuencia de estos barcos no es única, en el sentido de que no sólo son barcos de estas dimensiones los que llegan. Si ocurriera eso, nos colocaría en un situación compleja, pero no es el caso”, explicó.

Añadió que el gran debate que se debe dar en la ciudad apunta por otro lado. “Creo que la gran discusión de Valparaíso, y esto es independiente de la decisión que haya tomado TCVAL, es como queremos ser puerto. Y hoy existe una tremenda competencia en esto y no sólo entre Valparaíso y San Antonio, sino también con la Octava Región. Se están produciendo fenómenos que antes no se veían como el traslado de la producción agrícola que, por razones de cambio climático, se están corriendo hacia el sur”, subrayó.

APURAN CONCRECIÓN

El presidente de la Cámara Aduanera, Javier León, avisa que lo principal es que la iniciativa se concrete. “Considero que la decisión está dentro de sus atribuciones y de los plazos, como dijimos en otras oportunidades ojalá que se concrete lo antes posible”, añadiendo que la paralización que afecta al terminal STI de San Antonio demuestra que se requiere este desarrollo en la capital regional. “Necesitamos que los dos puertos puedan atender dos naves del tipo postpanamax de manera rápida porque, de hecho, muchas naves que estaban programadas para San Antonio fueron reprogramadas para Valparaíso”, mencionó.

Por lo anterior, recalcó la importancia de que la ampliación del T2 esté lo más pronto posible en operaciones o al menos que se inicie su construcción. “Los plazos en la parte portuaria son largos y no hay que alarmarse, lo que sí hay que tratar de acelerar es el megapuerto”.

“Creo que TCVAL tiene que ser más claro para explicar por qué tomó la decisión, sin dejar de reconocer que tiene el derecho de hacerlo” Gabriel Aldoney Intendente Regional”

Claudio Ramírez

Comments are closed.