Dura crítica del contralor a Medio Ambiente, que descarta restricción permanente a catalíticos

Jorge Bermúdez culpó al ministerio por la demora en la toma de razón del nuevo plan de descontaminación. Fuente: El Mercurio, 28 de marzo de 2017.


Noticia relacionada aquí

Usando un tono y un lenguaje inusuales en un contralor general de la República, Jorge Bermúdez criticó ayer duramente la tardanza con que el Ministerio de Medio Ambiente envió a toma de razón el nuevo plan de descontaminación ambiental de Santiago, que debe entrar en vigencia el 1 de mayo.

Luego de la ceremonia por los 90 años del ente fiscalizador, Bermúdez reveló que el ministerio recién ingresó el decreto final el martes pasado y que cumplir con los tiempos de revisión impondrá un alto costo para la Contraloría.

“Son cientos de páginas que hay que revisar, por tanto la tardanza del plan de descontaminación, cuando todo el mundo sabe que tiene que entrar en vigor este año, no es nuestra, sino del que tiene que hacerlo”, reclamó Bermúdez en alusión a la cartera que desde la semana pasada encabeza Marcelo Mena.

“Alguien llegó tarde”

Pero el contralor fue aún más allá: “(El plan) tiene que estar este año, por supuesto, pero eso significa que yo tengo que poner a funcionarios que trabajen con horas extras, viernes en la tarde, hasta tarde, sábado todo el día, para hacer ese análisis, pero resulta que las horas extras no las paga nadie, porque alguien llegó tarde con su trabajo acá (…). Claramente es una crítica. Cómo no va a ser una crítica. Nos piden que saquemos la pega a tiempo, pero hágannos llegar las cosas a tiempo también”.

Requerido por este diario, el ministro Mena no respondió directamente a estos cuestionamientos de Bermúdez. En cambio, aseguró que el plan “ha sido tramitado a buena velocidad y conforme a los plazos que nos pusimos”.

Con todo, Mena confirmó que en el actual escenario la estrategia que busca reducir el material particulado fino (MP 2,5) -el más dañino para la población- no incluirá una de sus medidas más polémicas: la restricción permanente (entre mayo y junio, una vez por semana) para los vehículos catalíticos vendidos antes de septiembre de 2011.

Hasta el año pasado las autoridades seguían asegurando que tal prohibición comenzaría a regir el 1 de mayo de este año, lo que incentivó a muchos automovilistas a renovar sus vehículos: solo para este año la Asociación Nacional Automotriz de Chile (ANAC) prevé que se comercialicen 314.500 unidades, 3% más que en 2016, y se observó una baja de 10% en los precios de los autos restringidos.

Sin embargo, como advirtió “El Mercurio”, la ausencia de un nuevo sello verde -que permitiría detectar los autos restringidos- ya adelantaba que el plan podría sufrir un retraso. “Son varios los temas que el Ministerio de Medio Ambiente tiene que resolver”, dijo en su momento el subsecretario de Transportes, Carlos Melo.

Finalmente, la postergación se confirmó ayer. Mena señaló que el 1 de abril volverá a regir el plan de descontaminación vigente para material particulado grueso (MP 10) y que si la Contraloría toma razón del plan para el MP 2,5, se podrían poner en marcha algunas medidas “de fácil implementación”, como la prohibición total de la leña.

“Evidentemente, si en junio tenemos una toma de razón y publicación, sería inoportuno aplicar una medida muy distinta sobre la marcha. Creemos en el principio de gradualidad y en una campaña para informar a la gente”, planteó el secretario de Estado.

De todas formas, entre el 1 de mayo y el 30 de agosto de este año se implementará la modalidad de alerta sanitaria, que permite adoptar medidas ante emergencias y preemergencias por MP 2,5: ejes ambientales (vías exclusivas para buses) y restricción a catalíticos. “Siempre tenemos herramientas distintas para asegurar que haya medidas igual, conforme haya o no planes”, aseveró Mena.

1,1 millones de autos con sello verde vendidos antes de 2012 hay en Santiago.

213 toneladas de MP2,5 busca reducir el plan antiesmog en un plazo total de 10 años.

219 mil autos no podrán circular al día con la restricción vehicular permanente que propone el plan.

772 mil autos se espera que sean renovados en los próximos 10 años, según estiman estudios oficiales.

“Son cientos de páginas que hay que revisar. Por tanto, la tardanza del plan de descontaminación, cuando todo el mundo sabe que tiene que entrar en vigor este año, no es nuestra, sino del que tiene que hacerlo”.
JORGE BERMÚDEZ Contralor General de la República

“Queremos tener la mejor batería de medidas para descontaminar Santiago, conforme a las que estén vigentes en su momento, pero eso se va a anunciar en el momento en que tengamos un plan a la vista”.
MARCELO MENA Ministro de Medio Ambiente

Manuel Valencia

Comments are closed.