Labores de sondaje de empresa fueron detenidas por comuneros de Toconao

Se oponen a que el proyecto de extracción de salmuera, Purickuta, se emplace cerca de áreas protegidas como la Reserva Nacional Los Flamencos, Soncor y la laguna de Chaxa. Fuente: El Mercurio de Calama, 28 de agosto de 2017.


Una convulsionada mañana se vivió ayer cerca de la laguna de Chaxa, lugar en el que trabajadores de la empresa Geotec se prestaban a comenzar trabajos de exploración y sondaje, los que fueron interrumpidos tras el arribo del presidente de la comunidad indígena de Toconao, Wilson Cruz, y representantes del Consejo de Pueblos Atacameños (CPA).

En este sector la firma transnacional LiCo Energy Metals desarrollará el proyecto de extracción de salmuera “Purickuta”, situación que ha molestado de sobremanera a los comuneros, quienes se oponen tajantemente a que se lleve a cabo esta iniciativa.

“Hace un par de meses, se acercaron a la comunidad representantes de la empresa, para informar que ellos eran dueños de una parte del Salar de Atacama, por lo que iniciarían los trabajos de exploración, para luego explotar el recurso, que lamentablemente bajo nuestra legislación no es considerado como agua”, declaró el presidente de las comunidades originarias.

Preocupación

Ante esta situación, Cruz se sintió contrariado, porque de acuerdo a su parecer. el hecho que la firma contará con los permisos y la concesión de explotación para extraer salmuera desde el Salar de Atacama, sin siquiera haber consultado con la comunidad indígena, sería una falta de respeto a los pueblos originarios, dado que ellos, según su opinión, han ocupado este territorio desde tiempos históricos.

“Me preocupa que los organismos entreguen a las empresas permisos y derechos de explotación sin siquiera consultar o informar a las comunidades. Hoy (ayer) la gente de Geotec me entregó un documento que estaba visado por Sernageomin y Conaf, este último organismo que debería velar por la protección de un sector aledaño a Soncor, el que está protegido internacionalmente por la Convención de Ramsar”, enfatizó Cruz.

Escenario

Pues bien, la molestia de los comuneros se basa en que se sienten pasados a llevar, y no tomados en cuenta, frente a un proyecto que podría poner en riesgo la disposición de aguas subterráneas en la cuenca del Salar, considerando que la Superintendencia de Medio Ambiente reconoce la unificación de la cuenca, por lo que según este estamento, las aguas subterráneas estarían conectadas.

“Es un área protegida de la reserva nacional y un humedal de relevancia ecosistémica, por concentrar el hábitat de flamencos en el desierto de Atacama. Además, está protegido por convenios y acuerdos internacionales. Solo en Chile sucede esto, que la Ley Minera está por sobre todo, incluso los tratados internacionales”, declaró la abogada del Consejo de Pueblos Atacameños, Carolina Segredo.

En relación a las acciones que se tomarán frente a este situación, Wilson Cruz manifestó que cuenta con el apoyo de las comunidades indígenas de la comuna de San Pedro de Atacama, por lo que se prestan para dar lucha ante lo que consideran como un despropósito y un atentado en contra de los pueblos originarios.

En este sentido, no se descartó acudir a la Organización Internacional del Trabajo (OIT), donde Chile suscribió el convenio 169 sobre pueblos indígenas y tribales, el que, según los comuneros afectados, se estaría incumpliendo.

“Me preocupa que se entreguen permisos y derechos de explotación a empresas sin siquiera consultar a las comunidades”.

Wilson Cruz Pte. comunidad de Toconao

“Solo en Chile sucede ésto, que la Ley Minera está por sobre todo, incluso los tratados y convenios internacionales”.

Carolina Sagredo Abogada CPA

Luis Grandón A.

Comments are closed.