Organizaciones Ciudadanas se reúnen para decir No más Termoeléctricas a Carbón

Taller Nacional “Construyendo una Plataforma para el Cierre de Termoeléctricas a Carbón en Chile” tuvo lugar en Santiago el 17 y 18 de agosto


Durante dos días dirigentes y activistas de organizaciones socioambientales de Tocopilla, Mejillones, Huasco, Puchuncaví, Penco y Coronel se dieron cita en Santiago para conocer los últimos estudios respecto de las Termoeléctricas a Carbón a nivel nacional y resolver la creación de una red nacional de organizaciones que trabajen por el cierre de termoeléctricas en el país.

El Taller Nacional “Construyendo una Plataforma para el Cierre de Termoeléctricas a Carbón en Chile” organizado por las fundaciones Chile Sustentable y Terram el 17 y 18 de agosto, fue una instancia participativa donde los dirigentes territoriales de cada zona de sacrificio tuvieron acceso a información actualizada sobre el parque eléctrico nacional, los impactos a la salud, el marco regulatorio y las campañas internacionales contra las termoeléctricas.

Además, los dirigentes expusieron la situación actual en sus localidades, compartiendo experiencias y trabajando en trabajos grupales que dieron como resultado la articulación de una red de organizaciones por el cierre de termoeléctricas.

Actualmente el parque termoeléctrico a carbón en Chile está constituido por 29 unidades de generación, las que se encuentran ubicadas en 8 comunas del país, y su impacto ambiental sobre los territorios y la salud de la población se concentran en sólo 5 de estas: Tocopilla con 7 unidades; Mejillones con 8; Huasco con 5; Puchuncaví con 4; y Coronel con 3.

En términos de emisiones globales y locales, las termoeléctricas a carbón generan el 91% de las emisiones de dióxido de carbono (CO2) del parque eléctrico del SIC y del SING; el 88% de las emisiones de material particulado (MP); el 97% de las emisiones de dióxido de azufre (SO2); y el 91% de las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx).

En relación al marco regulatorio del Carbón en Chile las presentaciones y discusiones dieron como resultado la convicción de que es necesario revisar la norma de emisión de termoeléctrica D.S. 13/2011 para igualar requerimientos de emisiones entre centrales antiguas y nuevas.

Los impactos más graves de la contaminación generada por las Termoeléctricas a Carbón están comprobadas científicamente por numerosos estudios que indican graves daños, efectivos y potenciales, de carácter respiratorio, cardiovascular y neurológico, en la salud de niños de zonas de sacrificio, lo que corresponde a una negligencia criminal de parte del Estado con estos territorios saturados de agentes contaminantes.

Antes estos antecedentes los dirigentes comentaron que son situaciones que enfrentan día a día, que son parte de su realidad. Es así como Gisella Carvajal de la organización MejiAmbiente de Mejillones planteó que los graves impactos de las termoeléctricas es que “han afectado la bahía, la vida marina, el aire la salud de nuestra gente, los niños que están naciendo y los abuelitos que se están muriendo con cáncer y tumores”.

Hugo Constanzo Hermosilla dirigente vecinal de Coronel fue otro asistente al Taller quien señaló que “Coronel es una zona de sacrificio donde tenemos pesqueras, termoeléctricas y un cordón industrial importante que produce gran polución. El carbón que están quemando las termoeléctricas ha influido gravemente en la salud de todos y es así como hay 18 niños afectados con metales pesados en su cuerpo”.

Al respecto, Cristina Ruiz de la Agrupación Mujeres en Zona de Sacrificio de la Comuna de Puchuncaví mencionó que esta es una de las comunas más contaminadas de todo Chile, ahora contamos con 19 empresas en el cordón industrial, tenemos 4 termoeléctricas, lideramos las cifras de cáncer a nivel nacional, ha crecido la tasa de discapacidad enormemente en los últimos 10 años y las empresas no nos dan tregua, la comunidad está dividida, los varamientos, las enfermedades los partos prematuros las fibrosis quísticas, pulmonar es terrible. Ya llevamos 50 años con este tema y seguimos luchando para frenar este avance que nos sigue matando día a día.

Por otro lado, Fernando San Román ex alcalde de Tocopilla y miembro del Movimiento Tocopilla Vuelve, señaló que en su localidad “existen dos empresas termoeléctricas Aes Gener y Engie, son más de 6 unidades termoeléctricas y el problema de contaminación en la comuna es bastante grave a pesar de que tenemos Plan de Descontaminación. Tenemos altas cifras de cáncer, polvo en suspensión, un polvillo de carbón que afecta la ciudad pero lo más grave es el problema de salud. El movimiento ambiental está debilitado porque las empresas, particularmente Engie, cooptan a algunas organizaciones, así la ciudadanía no se moviliza ante estos graves problemas socio ambientales y de salud”.

Finalmente María Pizarro de la Agrupación Ecológica de Huasco manifestó su objetivo de “articular a todas las comunidades que viven con termoeléctricas porque el daño que se está haciendo a la salud de la población y a los recursos naturales ya es demasiado grande y las comunidades ya no resisten más contaminaron. Nos han convertido en zonas de sacrificio en lugares pequeños donde la comunidad tiene muy poca capacidad de respuesta frente a la arremetida de la contaminación de las grandes empresas”.

Por todo aquello, el Taller Nacional “Construyendo una Plataforma para el Cierre de Termoeléctricas a Carbón en Chile” dio como resultado un trabajo fructífero entre organizaciones territoriales y ONGs lo que permitió el comienzo de una organización unificada, la creación de una plataforma y la entrega de una declaración que se puede descargar aquí Declaración Final No+Carbon

Comments are closed.