245 casas fueron afectadas por gigantesco incendio en Valparaíso

Fiscalía y PDI comenzaron indagaciones para conocer las reales causas del siniestro. Autoridades adhieren a la teoría de intencionalidad. Fuente: El Mercurio, 26 de diciembre de 2019.


Nuevamente el fuego se ensañó con la ciudad de Valparaíso. El gigantesco incendio forestal que se generó a partir de las 15.45 horas del martes 24 de diciembre en el fundo La Plantación 2 y en el sector Antena Microonda, dejó 245 casas destruidas en los cerros Rocuant -afectando principalmente a la población Cuesta Colorada- y San Roque, sector La Isla. Este último catastro fue entregado la tarde de ayer por el intendente regional, Jorge Martínez.

«Sin duda alguna, la cifra viene a empeorar la gran mala noticia que fue el incendio de Navidad que hemos tenido en Valparaíso», afirmó la primera autoridad de la región. Anteriormente, el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, quien se hizo presente en la zona, dijo que las cifras de casas dañadas no son definitivas «porque se está terminando de completar los catastros, para poder tener una estimación más definitiva de los daños que se generaron».

Hoy se continuará con el levantamiento de datos de la Ficha Básica de Emergencias, con el objeto de canalizar las primeras ayudas a las familias damnificadas por el incendio. Esa información, según Jorge Martínez, será utilizada por la mesa técnica en la que participan autoridades y organismos técnicos ministeriales, regionales y comunales, «para encontrar la más rápida solución a corto, mediano y largo plazo a los problemas de vivienda de las familias afectadas». Se espera que el catastro final de daños y personas damnificadas esté listo para este domingo.

INDAGARÁN VIDEO

Cabe consignar que un video que circuló profusamente en redes sociales desde la tarde del martes 24, alimentó la tesis de la intencionalidad del incendio. En él se puede apreder a un grupo de cinco personas bajando de un furgón Fiat Fiorino, las que habrían iniciado un foco de fuego frente a la población Hernán Mery, en el cerro San Roque. «Tomamos contacto con la Fiscalía y con la Policía de Investigaciones, porque hay antecedentes que están aportando los vecinos y distintas personas, para que se realicen las investigaciones y se sancione», aseguró al respecto el ministro Gonzalo Blumel.

En ese sentido, la Brigada de Delitos Medioambientales (Bidema) de la PDI está a cargo de las pericias que permitan esclarecer el origen de este y otros incendios forestales que han afectado en las últimas semanas a la región, en una investigación a cargo del fiscal jefe de San Antonio, Osvaldo Ossandón.

Para este caso, efectivos de la unidad policial se constituyeron en el camino Las Torres, en las cercanías del Camino La Pólvora. Hasta el momento se han detectado por lo menos dos presuntos focos de inicio del fuego en el área mencionada, además del sector donde se registró la pieza audiovisual que se difundió por internet. El persecutor afirmó que se está manejando con fuerza la hipótesis de investigación respecto de la intencionalidad del incendio. Sin embargo, se sigue trabajando con la Bidema para confirmarla.

«Existen antecedentes que pueden hablar de esa teoría, pero tenemos que confirmarla, así como también la determinación exacta de los puntos de inicio del fuego», señaló Ossandón. Acerca del video que circuló por internet, el fiscal manifestó que debe ser analizado para establecer «cuál es su contexto y cuál es la circunstancia de las personas que participan», añadiendo que se está buscando dar con la persona que grabó la secuencia.

«Es la labor básica de la policía, en este caso con la investigación del origen del incendio, con el Laboratorio de Criminalística (Lacrim), que también se encuentra trabajando, y en la determinación de los testigos para llegar a los presuntos responsables», planteó Ossandón.

BÚSQUEDA DE EVIDENCIA

El Lacrim, según informó el persecutor, ya levantó una serie de evidencias en el sitio del suceso, las que serán posteriormente analizadas en el marco de la investigación. En ese sentido, la mayor complicación que tienen los efectivos de la Bidema para las pericias en el sitio del suceso, tienen que ver con la accesibilidad para llegar a los focos de incendio, lo que se haría una vez que se hayan apagado las llamas.

«Actualmente estamos trabajando, por lo menos, con la teoría de un par de focos, pero esa es información que tiene que ser verificada y puede cambiar durante el curso de la investigación», dijo Osvaldo Ossandón.

Por su parte, el subprefecto Carlos Valenzuela, jefe de la Bidema de Valparaíso, indicó que se está haciendo un recorrido general en las zonas afectadas por el incendio, «independiente de los focos que están detectados y los focos que aparecen en las imágenes que estamos verificando. Tenemos que hacer un recorrido con los peritos para ir estableciendo posibilidades de focos en otros lados». Aunque en las inmediaciones del camino Las Tablas se apreció material combustible, Valenzuela aseguró que la certeza de esa información se debe establecer con las pericias que realice la PDI.

«Como Bidema tenemos la instrucción de nuestro mando regional, como todos los medios necesarios para poder hacer todo el levantamiento de evidencias, analizarlas y procesarlas para poder obtener resultados», declaró el subprefecto de la policía civil. En esa línea, una vez que se procesen y verifiquen los materiales audiovisuales y gráficos enviados por la ciudadanía se podrá hacer una cuantificación de su valor como prueba ante la justicia.

Acerca del video en que aparecen las cinco personas y el vehículo Fiat Fiorino, presuntamente iniciando un foco, Valenzuela coincidió con la postura del fiscal Ossandón. «Tiene que ser sometido a una comparación con la versión de los testigos. Estamos trabajando para tratar de ubicar a la persona que hizo esa grabación y cotejarla con otros testigos que estamos individualizando», indicó.

PIDEN MÁXIMO RIGOR

Durante la primera sesión del Comité Operativo de Emergencia (COE), en horas de la mañana de ayer, las autoridades presentes adhirieron enfáticamente a la teoría de intencionalidad del siniestro.

«Si hay alguna persona enferma que tenía la intención de generar un nuevo foco, como hemos sufrido mucho en esta ciudad, se va a encontrar con Carabineros, con drones y lo vamos a detener, como ya ocurrió con las dos personas que están detenidas por el incendio de Curauma. Estamos seguros que en esta ocasión vamos a dar con los autores de los incendios, si es que así fuere intencional y así lo determinan los tribunales», dijo el intendente Martínez.

Por su parte, el alcalde porteño Jorge Sharp comentó que «por los indicios que hasta ahora hemos recabado, lo que los mismos vecinos nos han comentado, las características de desarrollo del incendio, la existencia de dos o tres focos simultáneos, de una linea de foco que avanzó y por la fecha también, 24 de diciembre, todo hace indicar que aquí hubo intencionalidad y premeditación».

El jefe comunal espera la pronta detención de los responsables, conocer sus intenciones y que paguen con todo el rigor de la ley. «Pido que toda la capacidad de inteligencia, logística, policial del Estado de Chile se aplique en estos casos para poder establecer los hechos», planteó Sharp.

El ministro de Agricultura, Antonio Walker, señaló que la tasa de intencionalidad de incendios forestales, en años anteriores llegaba al 30%. «En lo que va del año, creemos que la intencionalidad de incendios ha subido a un 60%. Hay mucha más intencionalidad en provocar incendios que lo que hemos tenido históricamente», aseguró el secretario de Estado. Desde primera hora de ayer, el personal de emergencia trabajó incansablemente para evitar la reactivación de las llamas, a pesar de la presencia de algunos puntos calientes en los sectores afectados.

Aunque mencionó que el incendio no se puede dar por controlado técnicamente, el intendente, Jorge Martínez, dijo que «ya no genera un riesgo para la población, al ser un incendio que se encuentra bastante confinado».

Juan Atienza, jefe regional del Departamento de Control de Incendios de Conaf, añadió que ayer fue una jornada «bastante beneficiosa por todos los trabajos que se han hecho, para eso contamos con una gran cantidad de recursos, tanto aéreos como terrestres, más el apoyo del Cuerpo de Bomberos de Valparaíso, lo que ha permitido confinar el incendio».

Una de las últimas medirlas que adoptó el COE fue solicitar ala población que no acuda a la zona de catástrofe con sus vehículos particulares para, así, facilitar la llegada de los móviles de emergencia. «Siguen habiendo grandes tacos con personas que quieren colaborar, pero al hacerlo en forma inorgánica están causando un problema al sector», planteó Jorge Martínez.

Los comentarios están cerrados.