Este es el junio más lluvioso de los últimos 15 años

El climatólogo Raul Cordero explica que las precitaciones registradas durante el mes hicieron que este junio fuera el primero en superar la barrera de los 100 milímetros de precipitaciones en Santiago, algo que no ocurría desde 2005. Fuente: La Tercera, 29 de junio de 2020.


Según la estación de la Dirección Meteorológica de Chile ubicada en Quinta Normal, en las últimas 24 horas sobre la ciudad de Santiago cayeron 30.2 milímetros de agua. Eso se reportaba a las 14 horas.

Una precipitación que a muchos les recordó las lluvias de décadas anteriores en la zona central y que, según explica el climatólogo y académico de la USACH Raul Cordero, algo de eso tenían porque consiguieron hacer de este mes de junio el más lluvioso desde 2005, logrando por primera vez desde esa fecha superar los 100 mm en precipitaciones.

“Lo normal es que en este junio en Santiago caigan 83 mm y eso no sucedía desde 2009. Y en el de este año vamos a tener más de 100 mm de precipitaciones. Es el junio más lluvioso desde 2005″, explica Cordero.

El climatólogo comenta que esto no se debe tanto a las lluvias de las últimas 24 horas -en 2017, hubo un evento en que cayeron 51 mm en un día en Santiago-, sino más bien a las precipitaciones acumuladas a lo largo de mes. “No es un día extraordinario, pero como llevamos más de una década de sequía cuando tenemos un día con lluvia como ésta nos parece mucho. Pero en Santiago, por ejemplo, el día en que tenemos más precipitaciones ronda los 45 mm, eso se ha mantenido estable incluso durante la sequía. Aunque en 2019 el día que más llovió apenas cayeron 14 mm”, dice Cordero.

Según el meteorólogo Arnaldo Zúñiga, jefe de difusión de la Dirección Meteorológica de Chile, se trató de una lluvia “que está dentro de los rangos normales para junio en la zona central, pero como hace tanto tiempo que no llueve la percepción de la gente cambia. Además, la lluvia estuvo concentrada entre las siete de la mañana y la una de la tarde”, explica, sobre las lluvias que se vieron en toda la zona central: en Talagante se registraron 50.2 milímetros de agua caída; en Curicó, 57.2 mm y en Doñihue, 50.8 mm.

Zúñiga explica que el sistema frontal reunió varias características. “El bloqueo que habitualmente se produce en los inviernos, cuando se posiciona un sistema de alta presión al norte y otro al sur de la zona central, se localizó muy bien, algo que no ocurría hace mucho tiempo. Eso dejó un corredor por donde pasaron los frentes que cruzaron la zona central”, dice el meteorólogo.

Luego, comenta que este corredor de sistemas frontales se debilitará en los próximas días, aunque igual se esperan lluvias en la zona central durante la semana. “Habrá una onda corta que podría traer entre 3 a 5 mm de agua de lluvia en Santiago y otro sistema frontal que abarcará entre el Ñuble y Valparaíso entre viernes y sábado, con entre 20 y 30 mm de lluvia, pero en un periodo más prolongado de tiempo en relación al evento meteorológico de hoy”, detalla Zúñiga.

Aunque no todo es tan positivo. Cordero explica que a pesar de las lluvias de junio aún en Santiago se registra un déficit de precipitaciones cercano al 40% en relación con un año normal. Y las proyecciones no son buenas: “Es realmente poco probable que tengamos un año extraordinariamente lluvioso”, dice.

Los pronósticos estacionales de la Dirección Meteorológica de Chile para los próximos tres meses siguen indicando que deberíamos estar por debajo de los rangos normales. “Si bien estamos en una etapa neutra del fenómeno del Niño, la modelación indica que deberíamos migrar a fin de año hacia un fenómeno de la Niña, asociado a pocas precipitaciones”, dice Zúñiga, explicando la proyección.


Publicado en: Resumen de prensa

Etiquetas: Destacado lluvias sequia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *