Hidrógeno verde: Magallanes lidera en Latinoamérica

Foto: Aqua

El reciente acuerdo firmado por el gobierno con el puerto de Rotterdam marcó un nuevo hito en el desarrollo nacional y regional del hidrógeno verde. Pero Chile y Magallanes no están solos en la competencia por este promisorio mercado. Fuente: El Pingüino, 28 de marzo de 2021.


Esta semana, el Gobierno de Chile hizo noticia a nivel mundial luego que firmara lo que podría convertirse en un trascendental acuerdo con la ciudad de Rotterdam, el mayor puerto de Europa, para exportar e importar hidrógeno verde.

La noticia marcó un nuevo hito en el desarrollo de esta nueva fuente de energía especialmente promisoria para el mundo, al ser carbono neutral y mucho más accesible que otras fuentes de energía renovable.

La noticia resulta especialmente alentadora para la Región de Magallanes que representa hoy por hoy, una de las fuentes más competitivas a nivel mundial para este tipo de energía, según destacó un reciente seminario online, organizado por BNAmerica junto a expertos internacionales y difundido a través de redes sociales.

Sin embargo, el seminario también reveló que la mayoría de los países latinoamericanos está haciendo importantes esfuerzos para hacer despegar esta fuente de energía en sus territorios a un ritmo sorprendente, con lo cual el escenario que se dibuja para la Región de Magallanes se vuelve mucho más desafiante.

ACUERDO

El acuerdo con Rotterdam fue firmado por el biministro de Energía y Minería, Juan Carlos Jobet, como parte de la implementación de la Estrategia Nacional de Hidrógeno Verde, que permitirá convertir a Chile en una potencia mundial en el llamado energético del futuro. Junto a las autoridades holandesas, Jobet firmó un histórico Memorándum de Entendimiento para exportar- importar hidrógeno verde. ‘Esta es una excelente noticia para Chile y el mundo. El Puerto de Rotterdam será la puerta de entrada para el hidrógeno producido en nuestro país a los mercados europeos. Así, estaremos aportando a descarbonizar naciones que tienen nuestra misma ambición de ser Carbono Neutrales, pero que no tienen las condiciones estratégicas y naturales de Chile para lograrlo’, dijo.

Con este anuncio y otros avances, agregó el ministro Jobet, se va consolidando la primera fase de la llamada Estrategia Nacional del Hidrógeno Verde -enfocada en el consumo local- y se sientan las bases para la segunda etapa: la exportación.

Cabe destacar que el puerto de Rotterdam se encuentra ubicado en una zona de Europa que consume mucha más energía de la que se puede generar localmente a partir de fuentes renovables. Por esta razón, Jobet agregó que ‘para que Europa alcance sus metas de carbono neutralidad, deberá importar grandes cantidades de hidrógeno. Y para que el Puerto de Rotterdam sea el hub del hidrógeno europeo, Chile será un socio clave’.

El Puerto de Rotterdam es un polo energético europeo que maneja aproximadamente el 13% de la demanda de energía total de Europa y es un puerto multienergético por naturaleza, que trabaja con grandes compañías de petróleo y gas. Además, posee una comunidad portuaria que integra a más de 3.000 compañías comerciales en la introducción de combustibles y otros materiales, tanto dentro de su zona industrial como para consumidores finales ubicados en otros lugares.

En el acuerdo, las autoridades del puerto señalaron que el hidrógeno es una de las prioridades de los planes de Transición Verde de Rotterdam. Desde el puerto están trabajando para establecer infraestructura e instalaciones y así facilitar el flujo de H2 mediante la coinversión y codesarrollo de diversos proyectos de gran escala.

Finalmente, cabe destacar que el puerto y el Ministerio de Energía establecerán un diálogo con respecto a la cooperación para viabilizar uno o varios corredores de exportación-importación de hidrógeno entre Chile y Europa.

El convenio se suma al acuerdo firmado con el ministerio de Energía de Singapur, a comienzo de este mes, para estudiar la viabilidad técnica y comercial de rutas de suministro desde Chile y Latinoamérica hacia los mercados de Singapur y ampliar la demanda en los mercados asiáticos. ‘Ya contamos con dos acuerdos internacionales que serán clave para la exportación de hidrógeno, tanto en Asia como en Europa, lo que nos marca un precedente importante para llegar a mercados de todo el mundo’.

MAGALLANES

Y es que el protagonismo de Chile y Magallanes en el desarrollo del llamado ‘combustible del futuro’ resulta especialmente gratificante.

En un reciente seminario online sobre la materia, organizado por BNAmerica, expertos hicieron ver que el desarrollo de esta nueva fuente de energía dará un salto cualitativo muy importante en el mundo hacia el año 2030 ‘cuando Japón dé inicio a la importación de amoniaco verde desde Chile’.

Pero Magallanes tiene un papel aún más relevante dados sus costos especialmente competitivos a nivel mundial, para el desarrollo del hidrógeno verde.

Ana Paola Minervini, gerenta de Desarrollo de Nuevos Negocios de Enel Green Power, expresó: ‘El número mágico (para producir un kilo de hidrógeno) son los dos dólares. Claramente la bajada del precio actual que está alrededor de los seis dólares va de la mano de los costos de la energía que, según estimaciones tiene que estar en 20 dólares por Megawatt-hora… yo creo que este precio de 20 dólares, bajo algunas circunstancias, en determinadas áreas, ya es alcanzable. Si pensamos en los proyectos de Magallanes o lo que se está haciendo en el norte de Chile, estos precios ya son alcanzables. Además, los precios de electrolización están bajando mucho más rápido de lo que se pensaba’.

La ejecutiva también cree que será posible alcanzar la proyección del Gobierno de Chile de llegar a un costo de producción de 1,5 dólares por Megawatt – hora en 2030.

NO ESTAMOS SOLOS

Estas importantes señales vienen, sin embargo, acompañados de un masivo interés de otros gobiernos de Latinoamérica por avanzar en el desarrollo de sus propias plataformas de producción de hidrógeno verde, en base a sus propias y múltiples fuentes de energía renovable.

Ana Paola Minervini declaró: ‘Estamos viendo un renacimiento del hidrógeno con la atribución verde. La penetración de esta tecnología depende del incremento de la demanda y una reducción del costo de producción del hidrógeno verde. Los dos elementos ya están bastante activos en el mercado. Está ya en la agenda política de muchos gobiernos de la UE y también de Latinoamérica, como Chile, que ha empezado esta carrera con mucho entusiasmo y, además, las energías renovables están a nivel bastante competitivo en varios de estos países como por ejemplo, en Chile’.

Andreas Eisfelder, líder de Nuevos Negocios para Latinoamérica de Siemens Energy, expresó: ‘La velocidad de cómo están trabajando los gobiernos en los diferentes países es impresionante. Creo que es sorprendente la velocidad con la cual las autoridades entendieron la importancia de este tema y están preparando a sus respectivos países en formar las bases de generar una nueva industria y generar el empleo local’, todo ello acelerado también por el impacto de la pandemia, concluyó.

Luis Díaz Granados, consultor senior de Hinicio, expresó : ‘ Los tiempos de l desarrollo del hidrógeno van a ser más rápidos de lo que parece en este punto. Hay algo que hemos oído de muchos clientes en Latinoamérica, donde llegan las empresas y nos dicen: ‘No queremos que nos pase lo que nos pasó con las energías renovables, donde entramos tarde al mercado’. Esto está siendo un empujón adicional y tanto el sector privado, pero también los países, están tratando de avanzar lo más rápido posible para no quedarse atrás’.

Un ejemplo de ello, dijo, fue que llegaron los buses eléctricos a Santiago, ‘y luego varias otras ciudades de Latinoamérica dijeron que no querían quedarse atrás. Y el desarrollo en Europa también apoya el proceso al mejorar los procesos y disminuir los costos de los equipos’.

COMPETIDORES

Durante el seminario, BNAmerica informó que Uruguay, país que tiene un 98% de su matriz energética en base a energías renovables, está avanzado rápido en la materia. ‘Se está preparando un concurso público para el primer proyecto piloto para la producción del hidrógeno, el cual sería un mix público privado el Estado aportará beneficios en el precio de la energía y algunas exoneraciones fiscales. Inversión 8 millones de dólares’, informó.

La misma fuente agregó que Paraguay también quiere aprovechar sus excedentes de generación pues es el país con mayor generación per cápita, gracias a las inmensas represas binacionales de Itaipú y Yaserip y su potencial para la generación solar fotovoltaica que, de acuerdo a su legislación, puede ser operada por privados.

En Trinidad Tobago, una empresa local encargó un estudio de factibilidad para un proyecto de generación de hidrógeno energías renovables y del calor excedente de centrales térmicas a gas de ciclo abierto que allí operan.

Asimismo , BNAmerica informó que Colombia inició un despliegue masivo de infraestructura para la generación eólica y solar y acumula una importante cantidad de proyectos aprobados que hoy no tienen contratos de venta de energía y que podrían dar viabilidad a una industria del hidrógeno verde.

‘A nivel mundial, la mitad de los proyectos se concentra en Europa, mientras que en América Latina, esta década permitirá darle forma a la industria, con proyectos piloto y la creación de un mercado doméstico para el transporte local de cada país. El mercado internacional se levantará en 2030, cuando Japón importe amoniaco verde desde Chile, indicó el documento.

Países con gran potencial pero que hasta ahora han avanzado relativamente poco son Brasil, Argentina y México.

Aún así, organismos internacionales dicen que Chile va a tener algunos de los costos más competitivos del planeta debido a sus precios muy competitivos en viento y energía solar, concluyó María Paz de la Cruz, gerenta General de la Asociación Chilena del Hidrógeno. ‘Es un proyecto que tiene la virtud de ser transversal políticamente y, además, convoca a reactivar nuestra economía’.

HIF El 20 de noviembre del año pasado, se dio uno de los pasos más importantes para el desarrollo de esta nueva fuente de energía, con el lanzamiento del proyecto HIF, un proyecto impulsado por la empresa AME y otras empresas energéticas que buscan desarrollar el primer piloto de producción de hidrógeno verde, emplazado en la localidad de Cabo Negro, en la Región de Magallanes.

La iniciativa se convirtió en realidad en noviembre, cuando HIF presentó en noviembre del año pasado, ingresó al Sistema de Evaluación Ambiental, SEA Magallanes, el proyecto para la construcción de la primera planta piloto de Latinoamérica para la producción de combustible carbono neutral.

El proyecto cuenta con la participación de ENEL, ENAP y otras compañías que pretenden utilizar el viento de la Patagonia para producir energía y combustible capaz de alimentar automóviles e incluso buses o grandes naves de transporte marítimo.

Andrés Roccatagliata, gerente general de ENAP, destacó que ‘el Parque Eólico Vientos Patagónicos de ENAP genera el 15% de la matriz energética en base a los propios vientos locales lo cual nos llena de orgullo. Participar en la creación del hidrógeno verde para crear metanol y gasolina sintética, también nos llena de orgullo’.

‘Estas nuevas energías son el futuro y ENAP está impulsando con esto que se haga realidad. En ENAP estamos confiados en que desde aquí surge energía para el futuro de Magallanes y, siendo ambiciosos, para Chile y para todos los países que se beneficien de esta nueva energía’.

James Lee Stamcampiano, gerente general de ENEL Green Power, agregó: ‘Ha llegado el momento de desarrollar el enorme potencial del hidrógeno verde. Chile es un país de extraordinario en recurso eólico y, por supuesto, la Patagonia y la Región de Magallanes es el lugar del país y, sin duda, también del continente con mayor recurso de viento. El viento es la clave para obtener un costo de desarrollo competitivo que llevará al hidrógeno verde chileno a competir, a nivel global y ojalá a ser exportado a varias regiones del mundo’.

A fines del año pasado, el Ministerio de Energía presentó su estrategia nacional de hidrógeno que busca en una primera etapa alcanzar 5GW de capacidad de electrólisis para 2025 y convertir a Chile en uno de los principales exportadores mundiales de hidrógeno para el 2050. Ahora falta discutir el marco regulatorio y normativo del sector.

Un futuro lleno de oportunidades que otros países también esperan aprovechar.


Publicado en: Resumen de prensa

Etiquetas:

Los comentarios están cerrados.