Gobernador regional y nueva fundición: «No debiera haber ningún temor en la población»

Miguel Vargas sostuvo reunión con representantes de Enami y comentó que el proyecto incluye tecnología "de punta" descontaminante. Además, desde Enami explicaron que será construida al lado de la actual, ya que encontrar otro lado demoraría alrededor de ocho años más. Fuente: El Diario de Atacama, 1 de julio de 2022.


Hace unos días la Empresa Nacional de Minería (Enami) anunció que durante este año se iniciará la tramitación ambiental para construir una nueva Fundición en Paipote, por la misma razón, el gobernador regional de Atacama, Miguel Vargas, mantuvo una reunión con la empresa para conocer en detalles la propuesta, proyecto que, según explicó, desde la región lo apoyarán.

Además, desde Enami explicaron como funcionará y por el por qué esta nueva fundición no sería contaminante y que incluso ayudaría en la descontaminación de la zona.

Mientras que desde Codemaa expresaron que la empresa deberá tomar en cuenta a las organizaciones sociales y medio ambientales para llevar a cabo el proyecto.
Reunión

Al respecto, Miguel Vargas, comentó en un principio que, junto a los diputados Jaime Mulet, Cristian Tapia y Juan Santana, se reunieron con la vicepresidencia de la estatal para conocer más en detalle la propuesta que se está planteando sobre la modernización de la Fundición.

«Es una iniciativa que nos parece correcta, que la respaldamos desde la región y que esperamos se pueda concretar (…) creemos que el proyecto de la modernización de la Fundición de Paipote cumple con todos los requisitos, dado que ya es una iniciativa que se encuentra en etapa de factibilidad», indicó el gobernador.

Por lo tanto, continuó, esto podría implicar que la nueva fundición podría estar construida a fines del periodo del actual gobierno y que los beneficios del proyecto son diversos. «Obviamente necesitamos disminuir las emisiones contaminantes. Hay que tener presente que Tierra Amarilla y Copiapó han sido declaradas zonas saturadas por material particulado, por lo tanto, un requisito que hay que cumplir es reducir las emisiones contaminantes y eso se logra incorporando procesos modernos y tecnológicos en la fundición».

Sobre lo anterior, se le consultó sobre si sería igual de contaminante que la fundición actual, ya que se piensa instalar en el mismo sector, a lo que mencionó que «definitivamente no, porque estamos hablando de tecnología de punta, la mejor tecnología en materia de fundiciones existentes en el mundo. No debiera haber ningún temor en la población respecto de una fundición con estas características, por cuanto la tecnología de punta reduciría al máximo cualquier posibilidad de emisiones contaminantes».

Así también confirmó que le parece razonable que se instale en el mismo lugar y que a parte, pidieron una audiencia con el Presidente Gabriel Boric, «Queremos pedirle al Presidente que cuando se tome la decisión de construir una nueva fundición, esta se materialice en Paipote, dado que ya hay un proyecto que está encaminado y que en el corto plazo podría materializarse».
Enami

Por su parte, Jaime Pérez de Arce, vicepresidente ejecutivo de Enami, comentó sobre este proyecto que es necesario comprender que no es nuevo y se estaba desarrollando en el periodo 2014 – 2018, donde se realizaron estudios en los que la empresa a invertido alrededor de mil millones de dólares. «Esa nueva fundición ya ha sido estudiada su tecnología, su localización, beneficios y lo que nos queda ahora es actualizar esa información que tiene los datos el 2018».

El vicepresidente continuo explicando que hay cosas que ya están claras, «primero es una fundición que tiene una opción tecnológica con tecnología de vanguardia en el mundo en materia de fundiciones, primero por su desempeño ambiental (…) es una fundición del doble del tamaño de la actual que hay en Paipote».

Actualmente, mencionó Pérez de Arce, la Fundición hace 350 mil toneladas anuales de concentrado, «esta (nueva fundición) habla de más de 700 mil toneladas anuales y podría incluso llegar a las 900 mil».

Al mismo tiempo, recalcó, «tiene contemplado incorporar una refinería polimetálica, es decir, hoy día en Chile las refinerías asociadas a fundiciones de cobre solo refinan cobre, aquí estamos hablando de además de cobre, oro, plata y otros metales que estén presentes en los concentrados o minerales que nos entrega la pequeña y mediana minería».

Mencionó además que este nuevo proyecto es parte del plan de descontaminación de la zona, «es decir, es un proyecto que viene a mejorar una situación ambiental de manera muy importante, no a empeorar ni a crear una nueva. Por lo cual, eso significa que podríamos pasar de zona saturada a un polo de desarrollo, gracias a esta nueva fundición que permitirá duplicar el volumen del negocio».
Lugar de construcción

El vicepresidente explicó también que esta fundición se construirá al lado de la actual Fundición Paipote, «por lo tanto, permite mantener la operación de la actual fundición mientras se construye esta nueva. Una vez construida la nueva se detiene la fundición actual que es la que tiene problemas y que claramente no cumple con los estándares más exigentes del punto de vista ambiental».

Se le consultó a Pérez de Arce sobre la posibilidad de que este proyecto sea construido en otro lugar, a lo que indicó que, «no es necesario, en el sentido de que justamente aquí lo que hay es un salto tecnológico que permite tener una fundición en una zona como hay otras en el mundo, nosotros tenemos fundiciones modernas operando dentro de ciudades en Europa porque son instalaciones que no van a contaminar».

«Buscar otra ubicación significa partir de cero (…) hacerlo en otro lugar significa iniciar un proyecto en una nueva ubicación significa un plazo por lo menos de ocho a 10 años, porque hay que encontrar un lugar, hacer la línea base, hay que tener verificación de solución medio ambiental y eso demora muchos años más», finalizó el vicepresidente.
Codemaa.

Por otro lado, Luis Acuña, dirigente de Codemaa, indicó que para ellos este cambio implica que la empresa debe modernizar todos los procesos, «con el fin de contribuir con todo este esfuerzo que está haciendo hoy día la humanidad por mejorar las condiciones medio ambientales y sostener la viabilidad en nuestro planeta tierra».

Por lo tanto, continuo, «en principio hay una mirada positiva en ese sentido, pero si, lo que tiene que tener claro la autoridad, que sin la participación de las organizaciones sociales y sin la participación de las agrupaciones medioambientales y su opinión en el desarrollo de este proyecto, no son proyectos que hoy día tengan viabilidad porque tarde o temprano se van a encontrar con los mismos cuestionamientos que hasta ahora han existido».

Acuña finalizó a hacer un llamado a la empresa, a abrirse a participar con la gente y no solo de una perspectiva técnica o sectorial, «es importante conocer la visión de las organizaciones medioambientales, que son en el fondo las que van a poner la cuota necesaria para que este proyecto tenga una viabilidad medioambiental y por sobre todo que considere a futuro una mesa que implique el control de las emisiones y de las inversiones necesarias para ir modernizando y evitando que sucedan hechos de transmisión de contaminantes a la atmósfera».

Los comentarios están cerrados.