Anuncio de quitar restricción permanente: Medida no tendría impacto por bajo número de no catalítico

De aplicarse la medida, sólo un 5% del total del parque automotriz de la Región Metropolitana estaría afecto a esta iniciativa, es decir 70.261 automóviles, según cifras entregadas en el Ministerio del Medio Ambiente. La Tercera.com 26 de marzo 2013.


Esta mañana el seremi de Medio Ambiente, José Ignacio Pinochet, anunció que para el próximo año esperan que se pueda levantar la restricción vehicular permanente, a la cual están sometidos los automóviles sin convertidor catalítico. Lo cierto es que los autos que están bajo esta prohibición, corresponden sólo a cerca del 5% del parque automotriz total, según las últimas cifras que se manejan en el ministerio, que corresponden al 2011.

Es por esto que para los expertos, el anuncio sobre la posibilidad de implementar la regulación, no causaría un mayor impacto en los niveles de contaminación, y que, como indica Flavia Liberona de la Fundación Terram, “más allá de las medidas que se intenten implementar, el tema se tiene que mirar en su conjunto, considerando todo lo que genera contaminación”.

Si bien, la Secretaría Regional Ministerial del Medio Ambiente no tiene un estudio oficial, su titular manifestó que “pensamos que con elcamino recorrido, el próximo año vamos a estar en condiciones para que con el nuevo plan de prevención y descontaminación ambiental se levante la restricción vehicular permanente”.

Para el experto en transportes de la Universidad Diego Portales, Louis de Grange, la medida “es irrelevante”, porque según explica “hoy la restricción no tiene efecto, por lo tanto anunciarlo es solamente sincerar la realidad”.

De Grange explicó que “si se aplica, esto no afecta la circulación y la descontaminación”, ya que según indicó “son tan pocos los autos no catalíticos que la mayoría pertenecen a hogares de personas con menos recursos, de zonas periféricas, por lo que en la práctica son muy pocos los autos no catalíticos que circulan en la capital".

Por otra parte, Liberona sostuvo que “yo creo que la Región Metropolitana tiene que tomar medidas para frenar el aumento del parque automotriz, mejorando el transporte público e incentivando otras medidas descontaminantes”.

Para el investigador de la Universidad Andrés Bello, Marcelo Mena, la medida, además de “no generar ningún impacto y de ser poco efectiva”, se debería ampliar a otra categoría de vehículos, y no eliminar la restricción a los catalíticos, ya que como explica “si bien son muy pocos los vehículos no catalíticos, de igual manera son los más sucios, pero  el 50% de la contaminación generada por vehículos livianos proviene de 4×4 que funcionan con diesel. Por lo tanto la medida debería ampliarse en vez de quitarla de ciertos autos”.

“Yo aprovecharía esto como una oportunidad para dar una nueva restricción permanente a los vehículos más sucios, y así incentivar al recambio a vehículos exentos, más limpios”, indicó.

Comments are closed.