Este martes se decide en Temuco proyecto hidroeléctrico que enfrenta emblemática resistencia en Curarrehue

La posibilidad que se implemente este proyecto ha generado una activa resistencia por parte de numerosas familias, razón por la cual acudirá a Temuco una importante delegación de esta zona cordillerana de la Región de la Araucanía. Fuente: El Ciudadano 13 julio 2014.


Este martes 14 de julio por parte la Comisión de Evaluación del Medio Ambiente, se votará el proyecto hidroeléctrico Añihuarraqui que se pretende emplazar en un territorio ancestral (Lof Trankura) en la Comuna de Curarrehue, de enorme significancia para quienes velan por la defensa de los elementos de la naturaleza y espacios de importancia religiosa-espiritual para el Pueblo Mapuche.

La posibilidad que se implemente este proyecto ha generado una activa resistencia por parte de numerosas familias, razón por la cual acudirá a Temuco una importante delegación de esta zona cordillerana de la Región de la Araucanía.

Trascendió que la hora estimada del inicio de las presentaciones de las distintas partes será en la Intendencia Regional de la Araucanía, ubicada en Temuco (Bulnes con Claro Solar), la que continuará con la votación de la comisión que reúne a diversas seremías con competencia en la materia y que será presidida por el gobernador de Cautín, José Montalva, en reemplazo del intendente Francisco Huenchumilla, cuya instancia es la que define su aprobación o rechazo luego de una serie de tramitaciones técnicas y sociales en el Sistema de Evaluación Ambiental.

El LofMapu Trankura de Curarrehue ha hecho un llamado a hacerse presente ante esta votación, instancia que es pública, emitiendo el siguiente pronunciamiento: “En esta oportunidad los Servicios Públicos dirán si aprueban o rechazan la propuesta transnacional para pisotear al mapuche, si aprueban o rechazan la violación al lof Trankura, y en particular a Pichi Trankura, que es el río elegido para represar, y transformarlo en lucro. En Curarrehue nosotros/as siempre hemos dicho que este proyecto no es viable, y con esa convicción estamos dispuestos a todo para defender el sagrado leufu. Hoy toda el agua del Wallmapu debe ser resguardada por sus habitantes, toda intervención en el territorio es una amenaza permanente a nuestra existencia”.

Cabe consignar que el proyecto “Central Hidroeléctrica Añihuerraqui”, de la empresa GTD Negocios, mantiene un proyecto de 22 millones de dólares y consiste en una central hidroeléctrica de pasada sin regulación de caudal, con una potencia estimada en 9 MW y generación anual de 50 GWh aproximadamente, en el río Añihuerraqui y pretende inyectar electricidad mediante una línea de transmisión eléctrica de 744 metros, todo esto en medio de un sistema interconectado de lugares de enorme importancia para la espiritualidad y religiosidad del Pueblo Mapuche.

Frente a este proyecto, diversas han sido las manifestaciones de rechazo por parte de comunidades y autoridades tradicionales que velan por el bien colectivo, que ha incluido presentaciones ante la Relatora ONU sobre Pueblos Indígenas, Victoria Taulí Corpus durante el 2014. Asimismo, ante el Comité de Eliminación de la Discriminación Racial de ONU, que incluyó la visita en terreno durante Mayo de este año por parte del Presidente de dicha entidad, el Guatemalteco Francisco Cali. De la misma manera el proyecto fue objeto de una misión e informe por parte del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), instancias que han constatado transgresiones a derechos y normas internacionales, lo que también ha generado que el propio municipio de Curarrehue lo rechace públicamente.

Parte de las denuncias que se han efectuado sobre las afectaciones, son:

– Vicios de origen ante diversas formas de operación en el territorio que ha ejercido la empresa generando divisiones en comunidades sin que el estado y sus órganos públicos competentes hayan sigo garantes, bajo los preceptos de “previo, libre e informado”, que exigen las normas.

– La afectación de un lugar sagrado de enorme importancia y que involucra un complejo territorial interconectado y cuya protección se estipula en normas internacionales como el Convenio 169 de la OIT y la declaración de la ONU sobre derechos de los Pueblos indígenas.

– La transgresión de los planes de vida de referentes colectivos y tradicionales Mapuche, cuyo modelo de desarrollo es distante a estos niveles de intervencionismo, donde numerosas familias vienen proyectando el turismo, la agro ecología y otras actividades sustentables.

– Se estima que estos proyectos son prácticas discriminatorias, racistas y colonialistas, que se emplazan en territorios ancestrales y que dañan gravemente la integridad cultural y espiritual de comunidades Mapuche.

Ver expediente del proyecto en el SEA / http://seia.sea.gob.cl/expediente/expedientesEvaluacion.php?modo=ficha&id_expediente=7564864

Comments are closed.