IC Power responde aclaraciones y aprobación de termoeléctrica entra en una etapa decisiva

ENERGÍA. Firma israelí entregó primera Adenda sobre el proyecto Los Rulos, a construirse en un sector de Limache. Fuente: El Mercurio de Valparaiso, 21 de enero de 2016.


Con diez días de anticipación, la empresa IC Power presentó la primera Adenda para dar respuesta a las más de 200 aclaraciones y rectificaciones que el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) solicitó respecto a la tramitación de una central de ciclo combinado a gas natural, a instalarse en la localidad de Los Laureles, en Limache. La presentación se da en medio de una fuerte resistencia que las comunidades de la zona han realizado durante el proceso ambiental, por considerar a la termoeléctrica como perjudicial para la salud de las personas y “lapidaria” para el sector agrícola.

Pese a esto, la central de US$ 500 millones ha recibido el respaldo del Ministerio de Energía, que considera al gas natural como uno de los combustibles que tomará un rol cada vez más relevante en la matriz nacional y la política energética que el Estado proyecta para el año 2050.

ESTACIONES DE MONITOREO

Respecto al informe, una de las principales solicitudes del organismo ambiental era que la empresa debía justificar técnicamente la ubicación de las cinco estaciones de monitoiro de la calidad del aire que se definieron para el proyecto: Central, Sendero, Limache, Villa Alemana y Parcela 1. Cabe recordar que este punto fue uno de los principales motivos por el cual las organizaciones y comunidades han rechazado el proyecto, al acusar que las comunas de Limache y (Minué no cuentan con dichas estacion autorizadas por la autoiidad competente, haciendo imposible obtener una línea de base atmosférica oficial que pudie- se medir el nivel de contaminación que se generaría.

Al respecto, la firma israelí sostuvo que el principal criterio -a objeto de definir los eventuales riesgo en la salud de las personas- fueron los centros poblados más cercanos al proyecto (Limache, Villa Alemana y Quillota). “Los dos primeros no contaban con monitoreo de calidad del aire, por lo que re- sultaba aún más relevante la instalación de estaciones en el marco del proyecto con el fin de levantar información de línea de base real de los eventuales receptores más cercanos”, expusieron en el informe, donde agregan que “Parcela 1” fue definida con el objeto de levantar información de línea de base de calidad del aire en un sector no poblado, pero caracterizado por los cultivos.

Al mismo tiempo, la empresa aceptó lo solicitado por el SEA, e incorporará los resultados de otras estaciones de monitoreo ya existentes en la zona, en caso de que se encuentren circunscritas en el dominio de modelación.

EMBALSE LOS AROMOS

Otra de las aclaraciones solicitadas consistía en que la empresa debía fundamentar que la extracción de agua no disminuirá la cantidad que contiene el embalse Los Aromos, la reserva con que cuentan las co- munas del Gran Valparaíso. Incluso, la seremi de Medio Ambiente había solicitado tener presenta la grave situación que hasta hace unos meses vivía el embalse, puesto que “de persistir la escasez hídrica, obligaría a la autoridad regional a racionar el agua potable para una población superior a los 800 mil habitantes”.

Sobre ello, la firma aseguró la situación ha sido considerada y que el proyecto solo mantendrá una interacción con las aguas del acuífero (aguas subterráneas), cuya afectación no tendrá un radio de influencia superior a los 100 metros, “no existiendo una alteración de los caudales del río Limache que alimenta al Embalse Los Aromos”.

“En vista de lo señalado, la Central no contempla la afectación del río Limache ni, en consecuencia, del Embalse Los Aromos, permitiendo que su volumen de embalse no se vea alterado por las obras y actividades proyectadas”, expusieron en el documento.

OTRAS RESPUESTAS

Respecto a la aclaración Número 54 y donde el SEA pide justificar por qué no se incluyeron a las comunas de la costa de la región como afectadas en la calidad del aire, la empresa aseguró que fueron excluidas porque “solo en las comunas de Quillota y Quilpué, representadas por las estaciones Sendero, Parcela 19 y Quilpué, se verificaría un aporte ‘relevante’ del proyecto a la calidad del aire (1 ug/m3), que pudiere incrementar las concentraciones de MP2,5 (material particulado)”. Sin embargo, aclararon que “la situación basal ya se encuentra por sobre los límites de las normas y estándares de referencia, tanto para receptores primarios como secundarios”, vale decir, que la comuna ya se encuentra “saturada” por este tipo de material. Por otra parte y tal como el gerente de Asuntos Corporativos de la empresa, Hugo Leca-ros, dio a conocer a este Diario la semana pasada, la empresa confirmó en la Adenda que se conectarán al futuro trazado eléctrico Cardones-Polpaico, a través de dos tramos de líneas de transmisión de 500 kV -de aproximadamente 380 metros cada una- y que permitiría conectar a la central con el SIC (Sistema lnterconectado Central). Por último, en el documento la empresa aclaró que de las 153 hectáreas que adquirió para el desarrollo del proyecto, 54 de ellas serán destinadas para la relocalización de la fauna (Herpetozoos y Illicromamíferos), y 37 serán utilizadas para el “enriquecimiento con especies estructurantes de las formaciones vegetacionales”. La termoeléctrica, en tanto, será construida en 36 hectáreas.

DISCONFORMIDAD

Para el biólogo y asesor ambiental Salvador Donghi, la Adenda “no da respuesta al principal requerimiento que es poder evaluar los riesgos para la salud de la población. Y es grave porque uno de los principales problemas es que no tiene una línea de base consistente con respecto al estado de contaminación atmosférica que tiene el valle de Limache”.

Donghi aseguró, además, que la zona no posee estaciones de monitoreo reconocidos por la autoridad y que “no sabemos en qué situación estamos, por mucho que la empresa haya hecho estudios. La ley exige una estación de a lo menos cinco años, de los cuales se consideran los últimos tes. No se puede homologar un estudio de solo un año”. Con la presentación de la Adenda, y de no haber un nuevo ICSARA, el SEA tiene como plazo el 14 de abril del presente año para entregar la evaluación ambiental de la central.

-“La Adenda no da respuesta al principal requerimiento, que es poder evaluar los riesgos para la salud de la población, y eso es grave” Salvador Donghi Biólogo y asesor ambiental

-Empresa dice haber cumplido con etapa

A través de un comunicado, la empresa señaló que “se ha cumplido con aclarar y precisar las observaciones y consultas formuladas tanto por la comunidad, como de distintos organismos públicos. Todo ello, dando cumplimiento anticipado a las disposiciones que establece la tramitación ambiental de este tipo de iniciativas (…) el proyecto Central a Gas Natural Los Rulos seguirá trabajando activamente junto con los vecinos, con las puertas abiertas y escuchando sus inquietudes para avanzar por el camino del desarrollo de la comuna”.

-“Se ha cumplido con aclarar y precisar las observaciones y consultas formuladas por la comunidad y organismos públicos” Hugo Lecaros Gerente de Asuntos Corporativos de IC Power

DE APROBARSE AMBIENTALMENTE, LA TERMOELÉCTRICA SE CONSTRUIRÁ EN EL SECTOR BORRIQUEROS, A UN COSTADO DEL CAMINO INTERNACIONAL.

1 Comment

  1. rose marie albistur dice:

    Soy una habitante del lugar, cerca de donde pasará el proyecto y justamente me fui a vivir lejos de la ciudad para poder habitar un lugar más limpio y con este proyecto sencillamente se desmorona mi sueño de un entorno más limpio y en comunidad con el medio ambiente. Al construir evité sacar arboles nativos, intenté no molestar a la fauna existente, pero este proyecto me da la razón de que estamos muy mal como país, nos vendemos al q paga la coima más suculenta y después aparecemos diciendo q es por el progreso…..el progreso de q bolsillo?????