Relleno La Hormiga no recibirá material tóxico de Las Salinas

Viña del Mar. Dueños del vertedero explicaron alcances del proyecto para almacenar residuos de expetroleras. Fuente: Mercurio de Valparaiso, 22 de noviembre de 2016.


No aceptarán desechos contaminados. Así de tajantes fueron las declaraciones de la empresa GEA -propietaria del relleno sanitario La Hormiga-, luego del rechazo del Consejo Regional (Core) al proyecto que pretende trasladar material terreo desde el paño de las expetroleras de Las Salinas hacia el vertedero de San Felipe.

“Es imposible que a La Hormiga lleguen residuos nocivos, porque no tenemos autorización para depositar ningún tipo de material peligroso en el recinto”, puntualizó Luis Parra, subgerente de GEA.

El ejecutivo también indicó que los dueños del terreno ubicado frente al borde costero viñamarino -Inmobiliaria Las Salinas, perteneciente a empresas Copec- no pretenden “complicar” el proyecto enviando arena contaminada a San Felipe: “La inmobiliaria no tiene ningún interés en depositar residuos tóxicos en nuestro recinto. Ellos no arriesgarán sus planes llevando unas partidas de material contaminado a La Hormiga”, explicó Parra.

A la oposición del Core se suma otra amenaza para las aspiraciones inmobiliarias de empresas Copec en Las Salinas. El pasado 18 de noviembre, un grupo de vecinos que colindan con el vertedero presentaron una solicitud de participación ciudadana al Servicio de Evaluación Ambiental (SEIA). La instancia busca que durante 20 días GEA y la inmobiliaria se reúnan con los habitantes del sector para aclarar sus dudas.

El representante de los 14 particulares que solicitaron la iniciativa al SEIA, Enrique Contreras, manifestó su preocupación con un eventual traslado de material contaminado desde el paño de Las Salinas.

“Los estudios indican que el terreno donde estaban las petroleras hoy está lleno de plomo, hidrocabruros y sustancias cancerígenas. Además, el traslado del material generará un tránsito de camiones y polvo que perjudicaría directamente nuestros cultivos”, enfatizó Contreras.

Algo similar plantea el consejero regional y miembro de la Comisión de Medio Ambiente, Iván Reyes, quien indicó que la principal razón para que el Core rechazara la propuesta de acopio en el relleno La Hormiga se basa en la incertidumbre de si el material que llegará a San Felipe es o no tóxico.

“¿Cómo van a eliminar el plomo? ¿Dónde van a descontaminar toda la tierra? Nadie nos ha explicado dónde ni cuándo ocurrirá ese milagro. Por eso no podemos aprobar un proyecto que se transformará en un derrame programado de petróleo en San Felipe”, argumentó Reyes.

Si bien GEA manifestó que esperan que el SEIA acepte la solicitud de participación ciudadana, la empresa indicó que los argumentos de los vecinos son “solamente especulaciones”, ya que la Inmobiliaria Las Salinas aún no presenta su declaración de impacto ambiental y, por ende, no ha explicitado el mecanismo de descontaminación del terreno de Las Salinas.

“La inmobiliaria es la que tendrá que aislar el material tóxico. ¿Cómo lo harán? Eso se analizará en el momento que corresponda, que será cuando el SEIA resuelva respecto al proyecto, para lo que tienen plazo hasta el 17 de enero. Si lo rechazan, ¿qué sacamos con discutir cómo va a llegar la arena a San Felipe?”, manifestó Parra.

GEA indicó además que, hasta el momento, la inmobiliaria les manifestó que el material contaminado será enviado a un depósito de seguridad ubicado en la Región Metropolitana.

– Proyecto clave para plan de remediación

La declaración de impacto ambiental presentada el 20 de octubre por Servicios GEA Ltda. para “acopiar material terreo proveniente del sector Las Salinas”, es el primer paso para concretar el futuro proyecto inmobiliario en el terreno de las expetroleras. Según el consejero regional Iván Reyes, antes de que empresas Copec presente su plan para el terreno viñamarino, debe contar con un lugar donde trasladar los escombros. De no aprobarse el relleno sanitario La Hormiga como recinto de recolección de los residuos, la Inmobiliaria Las Salinas deberá proponer al SEIA un nuevo lugar de acopio, lo que retrasaría el inicio de las obras en el paño ubicado frente al borde costero.

“Es imposible que a La Hormiga lleguen residuos nocivos, porque no tenemos autorización para depositar ningún tipo de material peligroso en el recinto”. Luis Parra, Subgerente de GEA”

Comments are closed.